EFESao Paulo

El Partido de los Trabajadores (PT) apuesta por una "continuidad con cambios" en un posible segundo mandato de la presidenta Dilma Rousseff, quien buscará la reelección en los comicios de octubre, afirmó hoy Rui Falcao, titular de la fuerza gobernante de Brasil.

En un nuevo mandato de Rousseff, en caso de vencer en las elecciones, como apuntan los sondeos, "buscamos la continuidad con cambios, somos víctimas de nuestro propio éxito porque creamos las condiciones para que la población quiera cambiar", señaló Falcao durante el foro "Efe Café da Manhã".

El diputado del estado de Sao Paulo respondió así, consultado sobre cómo afectarían a la campaña de Rousseff las manifestaciones populares que tomaron fuerza en junio pasado en todo el país por diferentes reivindicaciones, particularmente sobre mejoras en los servicios públicos como transporte, educación y salud.

"La población quiere cambios con Dilma y no cambios contra Dilma o sin ella", apuntó Falcao, quien se refirió a los dos más probables rivales de Rousseff en la campaña electoral: el senador opositor Aecio Neves, del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), y el gobernador socialista de Pernambuco, Eduardo Campos (PSB).

Neves y Campos "son menos conocidos en el país que la presidenta Dilma, pero no deben ser subestimados", afirmó el dirigente político.

Ante una platea que también incluyó empresarios que asistieron al foro de Efe, patrocinado por la multinacional española Indra, Falcao expresó su "optimismo" en una victoria de Rousseff al margen de la "fe partidaria".

"Nuestra afirmativa es calcada de los datos de una realidad", aseveró Falcao, quien recordó que recientemente en Nueva York, invitado por el español banco Santander, el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva preguntó "¿Cuál país fue capaz en diez, doce años de crear 21 millones de empleos'".

"¿Cuál país pudo retirar de la extrema miseria a 36 millones de personas y permitir que 42 millones ascendiesen socialmente?", citó Falcao en referencia al discurso de Lula ante empresarios internacionales, y respaldó así el regreso del expresidente como candidato para 2018.

"Tenemos que reelegir a Dilma Rousseff para que Lula vuelva en 2018. El regreso de Lula le haría muy bien a Brasil", aseveró.

De igual manera, Falcao lanzó hoy ironías sobre la posible candidatura a un cargo electivo del titular del Supremo Tribunal Federal (STF), Joaquim Barbosa, quien cobró popularidad por haber condenado por corrupción a políticos del oficialismo.

"Como político es un buen magistrado y como magistrado es un buen político", sentenció.

En el contexto regional, el partido de Gobierno en Brasil, en la voz de su presidente, se mostró hoy a favor de un diálogo con la oposición en Venezuela, pero hizo hincapié que esa posibilidad sólo sería viable con un pedido "formal" del presidente venezolano, Nicolás Maduro.

"El PT está a favor de negociación y participación, incluso con el diálogo con la oposición, pero siempre y cuando sea pedido oficialmente por el presidente Maduro, de lo contrario sería intromisión", señaló Falcao.

A juicio de Falcao, el PT considera que "el Mercosur (Mercado Común del Sur) y la Unasur (Unión de Naciones Suramericanas) son agentes acreditados para esa intermediación", y como ya informaron por el presidente ecuatoriano, Rafael Correa, y el propio canciller venezolano, Elías Jaua, los mandatarios de la Unión tratarán sobre Venezuela la próxima semana en Chile.

Durante el foro, Falcao, descartó también que el país necesite copiar e implementar otros modelos de leyes de medios, como los adoptados por Argentina y Venezuela, pero advirtió que los oligopolios en los medios de comunicación brasileños "utilizan" los canales informativos "para mantenerse en el poder".

"No propongo expropiarlos, pero necesitamos una ley que pueda hacer valer la Constitución", subrayó Falcao, quien también insistió en la necesidad de una reforma política, para lo cual el PT retomará la propuesta de consulta popular, a través de un plebiscito, que fue una de las soluciones de Rousseff durante la ola de protestas.

"Vamos a proponer la reforma política por medio de un mecanismo popular. Hay cosas que tienen que cambiar; por ejemplo, tenemos en el Congreso menos mujeres proporcionalmente que en el Parlamento de Irán", apuntó Falcao durante el séptimo desayuno informativo de Efe, que fue moderado por el presidente de la agencia, José Antonio Vera.

El presidente del PT también es el coordinador del grupo de campaña para la reelección de Rousseff, que integran, además de la mandataria, el expresidente Lula (2003-2010); el jefe del gabinete de ministros, Aloizio Mercadante, y el publicista Joao Santana, entre otros.