EFEJerusalén

Israel ha confirmado que existe un acuerdo de indemnización por la muerte de un cabo español miembro de la fuerza internacional de la ONU en el sur del Líbano hace más de un año por el impacto de un obús israelí.

"Existe una indemnización para su viuda. No puedo confirmar la suma, pero efectivamente hay un acuerdo", dijo a Efe el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores israelí, Emanuel Nahshón.

El cabo Francisco Javier Soria Toledo murió por el impacto de un obús de artillería israelí, según varios informes procedente de un tanque, cuando se encontraba en una posición de la ONU en el sur de Líbano durante una refriega con la milicia chií libanesa Hizbulá.

De acuerdo a una información recientemente difundida por el diario español "El País" y que recoge la prensa local, Israel habría pagado 200.000 euros como indemnización a la viuda y a la hija del uniformado fallecido, extremo que no ha podido confirmar el portavoz del Ministerio israelí.

El titular español de Defensa, Pedro Morenés, indicó en abril pasado en el Congreso de los Diputados que el fallecimiento del cabo Soria fue resultado de una "cadena de errores" y "negligencias" del Ejército israelí, que no tuvo ninguna "intencionalidad" de matar, aunque la familia de éste reclama una investigación judicial independiente.

El soldado español se encontraba en una torreta de observación en el Batallón Español que integra la Fuerza Provisional de las Naciones Unidas para el Líbano (FINUL), desplegada en la zona sur de ese país en virtud de la resolución de la ONU 1701, que puso fin al conflicto bélico entre Israel y Hizbulá del verano de 2006.

El cabo Soria murió en un intercambio de fuego entre Israel y la milicia libanesa.