EFE | Sao Paulo

La petrolera estatal Petrobras fue durante años la "joya del imperio" de los brasileños, quienes ahora ven como un gigantesco escándalo de corrupción ha arrastrado parte del valor de la mayor empresa de Brasil.

Las acciones de la compañía llegaron a alcanzar esta semana su menor valor en los últimos diez años lastradas por una tempestad perfecta que incluye episodios de corrupción, aplazamiento de la divulgación de sus resultados financieros del tercer trimestre y la caída internacional del precio del petróleo.

Fotografía de archivo de la plataforma P-26 de la petrolera brasileña Petrobras situada a 175 km de Río de Janeiro (Brazil). EFE/Archivo
Fotografía de archivo de la plataforma P-26 de la petrolera brasileña Petrobras situada a 175 km de Río de Janeiro (Brazil). EFE/Archivo
Publicidad