EFE | Sao Paulo

Por más que el cartel del festival Lollapalooza ondee bajo la bandera de Robert Plant, Jack White, Calvin Harris o Pharrell Williams, las bandas brasileñas demostraron hoy que no piensan dejarse eclipsar en Sao Paulo.

El indie-rock de la escena nacional abrió el primer día de conciertos pisando fuerte, con la actuación del grupo Baleia, de Río de Janeiro, que tuvo que enfrentarse en el palco más importante del recinto a una todavía tímida audiencia, de no más de 300 personas.

Vista general durante el comienzo del festival Lollapalooza hoy, sábado 28 de marzo de 2015, en el autódromo Interlagos de Sao Paulo (Brasil). EFE
Vista general durante el comienzo del festival Lollapalooza hoy, sábado 28 de marzo de 2015, en el autódromo Interlagos de Sao Paulo (Brasil). EFE
Publicidad