EFE | Buenos Aires

Un fiscal argentino apeló hoy el fallo que desestimó la denuncia contra la presidenta Cristina Fernández por encubrimiento de terroristas, mientras el Gobierno endureció sus críticas contra el fallecido fiscal Alberto Nisman, de quien partió la iniciativa legal.

Gerardo Pollicita, el fiscal que tras la muerte de Nisman, en circunstancias aun no aclaradas, asumió su denuncia, apeló hoy la decisión del juez Daniel Rafecas que frenó una posible investigación sobre el presunto encubrimiento por parte de la presidenta y algunos de sus allegados de los sospechosos iraníes de un atentado anti-judío que dejó 85 muertos en 1994

 
  • La presidenta de Argentina, Cristina Fernández. EFE/Archivo
  • Un grupo de personas participa en una manifestación para exigir justicia tras la muerte del fiscal argentino Alberto Nisman en el exterior de la sede
 
La presidenta de Argentina, Cristina Fernández. EFE/Archivo
La presidenta de Argentina, Cristina Fernández. EFE/Archivo
Publicidad