EFEMiami

El peruano William Córdova, al que no le gusta ser reducido a la categoría de artista, realizó hoy un "poema de humo" desde la cubierta del Museo de Arte Pérez de Miami como adelanto de una exposición que será inaugurada este jueves.

Nacido en Lima en 1969 y radicado en Estados Unidos desde 1977, Córdova señala en unas declaraciones a Efe que no le gustan las "limitaciones" por eso prefiere ser considerado "un practicante de la cultura" en lugar de un artista, concepto que, según dice, se refiere principalmente al arte visual.

Sin embargo, la instalación "Smoke Signals (12.29, cinco en sombra de la tarde, reté fo)" pudo verse hoy sobre el cielo azul de Miami durante un largo rato.

"El mensaje de la instalación es lo que cada uno ve", afirma.

Córdova dijo a Efe que su intención era quemar una llanta de neumático o hacer fuego para producir el humo necesario para un "poema" que habla de comunicación ancestral, limpieza espiritual y de alerta ante un peligro, algo necesario -dijo- dadas "las cosas que están pasando" en Estados Unidos.

"La sociedad necesita sanar", agrega.

Sin embargo, por razones de seguridad y para evitar la contaminación debió hacer sus señales con los mismos productos químicos de los que se usan, por ejemplo, para crear humo en discotecas, fiestas o en el fútbol.

Usar materiales diferentes es algo que suele hacer alguien al que también le gusta definirse como un "alquimista", porque le gusta "transformar las cosas", "cambiar algo", con sus obras.

Por eso, dice, usa materiales que no se encuentran en las tiendas de arte, sino en ferreterías y pequeñas tiendas o en la calle, desde lápices escolares, muestrarios de los colores de las pinturas para paredes y papeles y objetos que encuentra a su paso, hasta cacao, café y te.

La exposición que se inaugura este jueves "Now's the Time: Narratives of Southern Alchemy" (Ahora es el momento: narrativas de la alquimia sureña) es la más grande realizada hasta ahora en un museo de la obra de Córdova, que abarca el cine, la literatura, el dibujo, la escultura, el grabado y las instalaciones.

La exposición presenta una selección de obras de que representan los tres temas en los que Córdova, está más interesado: transmisión, alquimia y trascendencia.