EFECopenhague

La Academia Sueca ha oficializado un nuevo pronombre de reciente implantación para el género neutro y que aparece incluido por primera vez en la nueva edición de su diccionario, publicada esta semana.

"Hen", que se añade a "han" (él) y "hon" (ella), puede usarse cuando se desconoce el género de algo o para personas que no se reconocen ni como hombres ni como mujeres, señala la décimo cuarta edición del diccionario de referencia para el idioma sueco.

Aunque se introdujo a finales de la década de 1960, no fue hasta inicios de este siglo cuando empezó a extenderse su uso, de forma moderada.

El debate creció a raíz de que una guardería sueca decidiera hace unos años suprimir los otros pronombres y apostar por "hen" para denominar a los niños en su desempeño diario.

Formaciones políticas como el Partido del Medio Ambiente, socio de los socialdemócratas en el actual gobierno, lo usan por ejemplo habitualmente, y lo mismo han hecho organizaciones de distinto tipo y algunos autores de libros infantiles.

Las críticas hacia el nuevo pronombre van desde quienes lo consideran un exceso de corrección, a quienes creen que es un retroceso para la equiparación entre los géneros masculino y femenino en el idioma.

Pero la Academia Sueca se ha declarado al margen de la controversia y defiende que "hen" ha ganado presencia, y por tanto debe ser incluido.

"Hemos seguido la evolución de la palabra durante cinco años y no es ninguna flor de un día; ahora es una palabra normal que cumple una función, así que no hay ningún motivo para no añadirla", dijo Sven-Göran Malmgren, principal responsable del diccionario, hace unos meses, cuando se anunció la decisión de incluirlo.