EFELa Habana

El sello español Guantanamera, dedicado a publicar obras de escritores cubanos, se unió a la prestigiosa agencia literaria Carmen Balcells para premiar y dar visibilidad a autores noveles de la isla en el ámbito literario mundial.

Guantanamera, un proyecto de Lantia Publishing con poco más de un año de existencia, llega así a un importante hito en su esfuerzo por ser "un altavoz en la búsqueda del talento" latente en la isla, invisible aún para el lector internacional, dijo hoy a Efe su director editorial, Daniel Pinilla.

"Con esta convocatoria conjunta entre la editorial y la agencia Carmen Balcells estamos en la búsqueda del siguiente gran fenómeno literario, en este caso de la isla. Creemos que hay material suficiente para que el mundo preste atención a lo que se está escribiendo en Cuba", agregó Pinilla, que participa con su sello en la 27 Feria Internacional del Libro de La Habana.

El ganador del premio será presentado en una ceremonia prevista para los primeros días de septiembre en Barcelona.

Además de una dotación económica, el galardón incluye un contrato de representación con la Agencia Balcells, fundamental en el "boom" literario latinoamericano de las décadas de 1960 y 1970, lo que significará un "espaldarazo de primerísimo nivel".

"Entendemos que esto le va a dar luz al resto del catálogo de Guantanamera y conseguir visibilidad a este proyecto porque al final lo que queremos es que los libros sean leídos y conocidos", agregó Pinilla, quien confesó que "parte de su corazón está en Cuba", sobre la que escribió "Hasta el mojito siempre" (Samarcanda).

Es la segunda vez que el novel sello editorial participa en la Feria del Libro cubana, el suceso cultural más importante del año en la isla, a la que esperan regresar en parte como "una obligación para los autores", a quienes les hace ilusión que sus libros estén en este evento referencial de su país.

"El año pasado ya vinimos con nuestro primer catálogo, que no rebasaba las 40 obras. Ahora mismo ya estamos acercándonos a velocidad de crucero a los 150 títulos y creemos que vamos a un ritmo de crecimiento muy interesante porque hay muchísimas propuestas", señaló Pinilla.

Considerada como la editorial extranjera con "el mayor catálogo de autores cubanos vivos" por sus creadores, Guantanamera ha publicado a muchos escritores jóvenes de la isla, varios de ellos con obras inéditas que de otro modo no habrían visto la luz.

Uno de ellos, Daniel Burguet, aseguró que "la experiencia ha sido magnífica" para los escritores cubanos, quienes "han tenido la posibilidad de ver en físico obras que llevaban años encajonadas", muchas de ellas con menciones y reconocimientos secundarios en importantes premios dentro del país que no incluyen publicación.

"Historias del más acá", la novela de Burguet incluida en el catálogo de Guantanamera, mezcla el humor costumbrista con la fantasía y se auxilia del "surrealismo más cubano", para contar la historia de una muerte "burócrata, con planillas, cuños y horarios".

Guantanamera se incluye entre los más de 120 expositores nacionales y extranjeros que llenan las antiguas bóvedas de la Fortaleza San Carlos de la Cabaña, sede principal del capítulo internacional -el de agenda más ajetreada- de la Feria del Libro, que durará hasta el 11 de febrero en La Habana.

Como país invitado, toda la atención se vuelve hacia las propuestas traídas desde China, que ocupa el pabellón principal del recinto, en el que se acumulan las caras ofertas de distribuidoras extranjeras con las propuestas más asequibles de las editoriales estatales cubanas, que este año traen más de 600 novedades.