EFEMéxico

Investigadores mexicanos registraron 16 sitios con decenas de pinturas y grabados rupestres con una antigüedad de al menos 1.500 años en el noroccidental estado de Baja California, informó este martes el Instituto Nacional de Antropología e Historia de México (INAH) en un comunicado.

"Luego de tres semanas de intenso trabajo, en las inmediaciones de esta comunidad se logró el registro de 16 sitios con decenas de manifestaciones gráfico-rupestres, específicamente, petrograbados, cuya antigüedad se estima -por lo menos- en 1.500 años", expresó la institución.

Estos grabados se encuentran en la comunidad del El Rosario, en el municipio de Ensenada, una zona del noroeste de Baja California donde se encuentran diversos sitios arqueológicos, pero hasta la fecha no se habían localizado este tipo de manifestaciones.

"Resultaba paradójico que no existiera evidencia de sitios con pintura y/o petrograbados, al haber sido de una de las manifestaciones gráficas más significativas de los antiguos pobladores de la península de Baja California", explicó el INAH.

Cada uno de los 16 sitios registrados cuenta con decenas de grabados sobre piedras y frentes rocosos con distintos diseños que "van desde geométricos simples hasta complejos entramados de líneas rectas, onduladas, quebradas, círculos y motivos antropomorfos, flores, aves o reptiles".

Estas figuras quedaron plasmadas con la ayuda de herramientas de piedra con las que sus creadores desgastaron la superficie rocosa.

El proyecto de investigación del INAH consistía en conocer y registrar las llamadas "pinturas antiguas" que durante décadas habían identificado pobladores de la zona.

Los arqueólogos identificaron los grabados, fotografiaron cada panel, realizaron dibujos de los motivos representados, registraron su estado de conservación y detallaron su ubicación exacta.

"Luego del registro, los investigadores continúan recabando la mayor cantidad posible de información de los petrograbados, a fin de evaluar su estado de conservación y tomar las medidas necesarias para su preservación", informó el INAH.