EFESídney (Australia)

El campeón de la Fórmula 1 Lewis Hamilton ha sido el último en unirse a la lista de estrellas del deporte que han hecho millonarios donativos por los incendios que están devastando a Australia.

"Me rompe el corazón ver la devastación que están causando los incendios en Australia a las personas y los animales en todo el país", dijo en Twitter el piloto británico Lewis Hamilton al comprometer 500.000 dólares (450.150 euros).

El piloto dijo que el dinero se destinará a apoyar la fauna, voluntarios de organizaciones proteccionistas y a los servicios rurales de los bomberos, y animó a sus seguidores a contribuir con más donativos.

Su aportación sigue a la anunciada por el tenista australiano, Nick Kyrgios, que dará 200 dólares australianos (137 dólares o 123 euros) por cada punto de servicio directo que anote durante el verano austral para apoyar a los damnificados.

El controvertido tenista se comprometió a hacer el donativo tras proponer la celebración de partidos de exhibición el 15 de enero, antes del inicio del Abierto de Australia, para recaudar más fondos, en una iniciativa a la que se han unido tenistas como Roger Federer, Rafael Nadal y Serena Williams.

Otra aportación del mundo del deporte la generó la subasta de la gorra de la leyenda australiana del crícket, Shane Warne, que logró más de 1 millón de dólares australianos (687.000 dólares o 618.000 euros) que se destinarán a la Cruz Roja.

La contribución deportistas es solo una fracción de los donativos realizados por los incendios, encabezados por los 70 millones de dólares australianos (48 millones de dólares o 43 millones de euros) del filántropo y magnate de la minería, Andrew "Twiggy" Forrest.

Desde que comenzaron en septiembre pasado, los incendios en Australia han causado 26 muertos, calcinado más de 2.000 casas y un área que equivale a Irlanda, y se calcula que mil millones de animales salvajes habrían muerto.