EFEOrlando (EE.U.)

Los Timbers de Portland y el Minnesota United, con sendas goleadas, completaron esta noche el pase a las semifinales del Torneo Regreso de la Liga Profesional de Fútbol (MLS) de Estados Unidos, tras conseguir sendos triunfos, con goleadas, frente al New York City, y a los Earthquakes de San Jose, respectivamente.

Los Timbers, de nuevo, bajo la dirección del entrenador venezolano Giovanni Savarese y la conexión latina que encabezan los argentinos Sebastián Blanco y Diego Valeri, junto a los hermanos colombianos Yimmi y Diego Chará, el costarricense Marvin Loria, el venezolano Pablo Bonilla y el peruano Andy Polo fueron siempre superiores al New York City al que golearon por 3-1.

El mejor reflejo de la aportación latina dentro de los Timbers quedó plasmado en los autores de los goles, todos de jugadores sudamericanos, incluido el del honor del New York City.

Precisamente el que conseguía el medio volante paraguayo Jesús Medina, al minuto 27 de la primera parte, pero antes de concluir la primera parte llegó el gol del empate, obra de Rubio, uno de los jugadores más en forma del torneo.

Mientras que en la segunda parte sería el incansable Valeri, el que abriese el camino del triunfo de los Timbers al marcar el 2-1 cuando se cumplía el minuto 65, que fue el momento clave del partido.

Con la ventaja, los Timbers dejaron que todo el desgaste fuese para el New York City, que acabó con un 61 por ciento de posesión del balón, pero los tiros a puerta más peligrosos los hizo el equipo de Portland.

Como el del 3-1 que a los 76 lograba Polo, de 25 años, que había salido, en la segunda parte y aprovechó una asistencias magistral de Rubio para sellar el triunfo y el pase de los Timbers a las semifinales, que jugarán el próximo miércoles ante el Union de Filadelfia, que ganaron en cuartos por 3-1 al Sporting Kansas City.

Mientras que el Minnesota United confirmaba con su goleada por 4-1 ante los Earthquakes de San Jose, que es otros de los 24 equipos de la MLs que más en forma ha llegado a la burbuja de Orlando.

Después de haber superado en los octavos al gran favorito del torneo, el Crew de Columbus, al que eliminaron en la tanda de penaltis (5-3), tras concluir el tiempo reglamentario con empate a 1-1, en los cuartos, ante el equipo californiano que dirige el técnico argentino Matías Almeyda, fueron siempre muy superiores en todas las facetas del juego.

El veterano entrenador inglés Adrian Heath estableció un sistema de presión constante en el centro del campo que nunca permitió a los Earthquakes tener buen control del balón ni generar ocasiones de peligro.

Mientras que el Minnesota United si lo hacia con el volante de ataque finlandés Robin Lod, convertido en el hombre clave en el dispositivo de Heath, que a los 20 minutos lograba el 1-0 tras recibir el balón del defensa uruguayo José Aja, todo un baluarte en la retaguardia de su equipo, que había subido a rematar un saque de esquina.

Sin apenas tiempo para que los Earthquakes pudiesen reaccionar al gol, a los 21, en varios fallos en cadena de la defensa del equipo de San Jose, Jacori Hayes, desde la misma posición del área chica, donde había rematado antes Lod, conseguía también batir al veterano arquero argentino Daniel Vega, que nada pudo hacer por evitar el 2-0.

Ese fue el marcador con el que se llegó al descanso y en la segunda parte, aunque el sueco Magnus Eriksson, a los 50 minutos, conseguía el 1-2 para los Earthquakes, que metía de nuevo a su equipo en el partido, a los 56 surgió la gran jugada individual del joven delantero uruguayo Luis Amarilla, de 24 años, que acabó en el tercer gol que dejaba sentenciado el partido.

Amarilla se hizo con el balón en el medio campo, tras una entrega del volante Hassani Dotson, y se llevó con él a toda la defensa del San Jose para llegar hasta dentro del área, por el lateral izquierdo, y batir a Vega, que había salido a cubrir espacio.

Ahí se terminó el partido para los Earthquakes que vieron como al minuto 86, el mediopunta Marlon Hairston marcaba el definitivo 4-1.

El Minnesota United lograba el pase a las semifinales y su rival será el Orlando City, que el viernes ganó en la tanda de penaltis (5-4) al LAFC, tras concluir el tiempo reglamentario con empate a 1-1.

El gran aliciente del duelo entre Orlando City y Minnesota United, que se jugará el próximo jueves, será el enfrentamiento de entrenadores entre el colombiano Óscar Pareja y Heath.

Pareja se ha convertido en el nuevo líder en la reconstrucción del equipo de Orlando City, que tuvo como su primer entrenador a Heath, quien nunca pudo hacer ganador al equipo de Florida desde que llegó a la MLS en el 2015.