EFEMiami

El diseñador de moda cubano radicado en Miami René Ruiz presentó este jueves una "colección" de batas de hospital hechas a medida para pacientes trasplantados que se recuperan de cirugías complejas en un hospital de Miami.

Ruiz, acostumbrado a realizar elegantes desfiles en eventos de moda, presentó sus batas en el exterior del complejo de hospitales públicos Jackson con ayuda de dos modelos y ante un público formado por directivos, médicos y personal de enfermería.

Las prendas creadas por el diseñador son azules, cuentan con prácticos botones a presión y aberturas y llevan las iniciales JH de Jackson Health dentro del ícono del corazón rojo característico de la marca René Ruiz.

Aunque hoy fue la presentación oficial, Ruiz empezó a entregar sus batas al Instituto de Trasplantes de Miami en junio pasado y ya ha suministrado más de 4.200.

Ruiz llegó a Miami desde La Habana cuando era un adolescente, en la década de los ochenta, acompañado solo por su hermano, y hoy es un diseñador reconocido con muchas estrellas del espectáculo entre sus clientas.

En un comunicado, Ruiz explicó la razones que lo llevaron a diseñar unas prendas muy distintas a los vestidos para ocasiones especiales por los que ha alcanzado notoriedad.

"Uno de mis empleados tuvo un hijo que nació con un defecto cardíaco congénito y una semana después de su nacimiento, necesitaba una cirugía a corazón abierto", recuerda Ruiz.

"Cortamos sus mamelucos y le pusimos broches para que a los médicos les resulte más fácil acceder a través de las líneas, y finalmente surgió una nueva idea para mí", subrayó.

Ese concepto se solidificó más tarde después de un encuentro en un evento benéfico local donde conoció a Matthew Pinzur, director de marketing de Jackson Health System.

Los dos discutieron una colaboración que le permitiría a Ruiz usar su visión de la moda para crear batas de un tipo diferente: batas de hospital hechas a medida para pacientes trasplantados que se recuperan de cirugías complejas.

En el transcurso de varios meses, Ruiz se reunió con representantes del Miami Transplant Institute, una afiliación entre Jackson Health System y UHealth-University of Miami Health System, directivos, enfermeras de trasplantes y personas trasplantadas.

Se enteró de sus experiencias y escuchó sus recomendaciones sobre lo que se necesitaría para transformar una bata de hospital estándar en una bata más práctica y cómoda para esos pacientes.

Ruiz llevó todas estas sugerencias a la mesa de dibujo y comenzó a diseñar y a investigar qué telas eran más cómodas y fáciles de lavar.

"La bata de recuperación de trasplantes es muy utilitaria, tiene bolsillos interiores, ojales especiales para que las líneas entren y salgan", dijo Ruiz.

"No solo facilitará la vida del paciente mientras se recupera, sino también al personal médico y de enfermería que trabaja en los pacientes trasplantados", agregó.

Las batas son confeccionadas por Goodwill Industries of South Florida, una empresa sin ánimo de lucro que brinda oportunidades laborales a las personas con discapacidades.

"Cuando presencié al primer paciente con mi diseño, fue un momento increíble, uno de los aspectos más destacados de mi vida", dijo Ruiz. "Ha sido un proyecto increíble para mí, esto es muy gratificante. ¿Que podría ser mejor?".