EFELa Paz

La danza, el canto y el teatro, entre otras artes, han sido el recurso que ha desarrollado la Alcaldía de La Paz este domingo para devolver progresivamente la fuerza y la vitalidad a su población luego de los efectos de la pandemia.

Esta jornada una gran feria multitemática se apoderó de la principal avenida de La Paz y avivó el ánimo de los visitantes con actividades organizadas por más de cuatro horas para niños, jóvenes, adultos y ancianos.

En declaraciones a Efe, el director de Fomento y Promoción de la Diversidad Cultural de la Alcaldía de La Paz, Flavio Rivas, mencionó que esta actividad, junto a otras once ferias que se desarrollarán hasta octubre de esta gestión, tienen la finalidad de "reactivar las economías culturales y creativas" después de la pandemia.

Alrededor de cinco calles se llenaron de escenarios en los que se realizaban conciertos de conjuntos folclóricos o serenatas instrumentales que animaron al público al extremo que no importó la edad para ponerse a bailar ritmos típicos como la cueca, salay o los caporales.

Rivas precisó que se dispuso que habilitar unos siete escenarios y unos ocho espacios destinados a las artesanías, juegos, gastronomía, danza y música, entre otros.

El funcionario mencionó que "la pandemia ha golpeado no solamente en el tema económico sino también el social y emocional" por lo que este tipo de eventos sirven a las familias para interrelacionarse nuevamente, además de reforzar el "tejido social".

También, la feria cultural tuvo un espacio destinado para la reinserción social de los internos de una cárcel donde se expusieron cuadros y adornos que fabricaron.

En el sector de los juegos hubo espacios destinados a la motricidad fina y gruesa de los niños más pequeños, mesas de ajedrez o escenarios en los que había payasos que acapararon la atención de decenas de niños para realizar concursos de baile y adivinanzas.

La planificación de la Alcaldía es que se continúe cada fin de semana con estas ferias que son itinerantes y que recorrerán la totalidad de los distritos de la ciudad.

Bolivia atraviesa una de las etapas de menor contagio de la covid-19 luego de varia semanas en que los casos disminuyeron tras la cuarta ola que afectó el país a fines de diciembre y principios de enero.

El país acumula 21.943 decesos y 906.146 casos confirmados desde la llegada de la pandemia en marzo de 2020, mientras que 20.538 se mantienen activos.