EFERío de Janeiro

En el legendario estadio Maracaná de Río de Janeiro se guardó este martes un emotivo minuto de silencio antes del partido de Copa Libertadores entre Flamengo y Racing, en memoria del fotógrafo de la Agencia Efe Marcelo Sayao, fallecido el pasado jueves.

Sayao, ferviente flamenguista y coordinador fotográfico en la delegación de Efe en Brasil desde 2003, murió el jueves pasado a los 55 años de edad en Río de Janeiro, la ciudad que durante décadas reflejó en sus instantáneas.

El Flamengo, su club del alma, le rindió este martes un sentido homenaje en el Maracaná, un lugar de enorme significado para los aficionados, como Sayao, del conjunto carioca y que tantas veces inmortalizó a través de sus lentes.

A pedido de sus compañeros de Efe, los jugadores de Flamengo y Racing guardaron un minuto de silencio en un Maracaná sin público, debido a las restricciones de la pandemia del coronavirus, antes de que la pelota empezara a rodar en el partido de vuelta de la Copa Libertadores.

El minuto de silencio también sirvió para homenajear a las víctimas de la covid-19 y al astro argentino Diego Armando Maradona, fallecido el miércoles pasado.

UN FOTÓGRAFO COMO EL MARACANÁ, LEGENDARIO

Ganador del Premio Rey de España, Sayao recorrió el mundo de la mano de la fotografía. Fue enviado especial a los Mundiales de fútbol de Alemania en 2006 y Brasil en 2014, y a los Juegos Olímpicos de Pekín en 2008, Londres en 2012 y Rio en 2016; también cubrió otros acontecimientos deportivos como Copas América y Juegos Panamericanos.

En Sudamérica, cubrió, entre otros eventos, la investidura de Evo Morales como presidente de Bolivia en 2005, así como Cumbres Iberoamericanas y del Mercosur.

Conocía palmo a palmo Brasil y exploró a fondo la Amazonía, pero en ningún otro lugar se desenvolvía con tanta soltura como en su Río de Janeiro natal, donde hace exactos diez años cubría en la primera línea de frente la operación militar y policial para desalojar a los narcotraficantes de las favelas del Complexo de Alemao.

Como buen carioca, fue también en la "Ciudad Maravilhosa" donde despertó su pasión por la samba y por el Flamengo, al que tuvo el placer de ver ganar el año pasado la Copa Libertadores y el Campeonato Brasileño.

LA SÓLIDA TRAYECTORIA DE UN FOTÓGRAFO INOLVIDABLE

Sayao nació el 11 de enero de 1965 en Río de Janeiro, aunque se crió en Natal, capital del estado de Río Grande do Norte. Su carrera como fotoperiodista se inició en los años 80 en un periódico regional de Natal.

Años más tarde regresó a Río, donde trabajó en importantes publicaciones de la ciudad antes de su llegada a la Agencia Efe: Última Hora, O Dia, Jornal do Brasil y O Globo.

En esta última cabecera, logró el reconocimiento internacional al ganar el Premio de Periodismo Rey de España en la categoría de foto en 2001 por una instantánea que refleja la pasión que ponía Sayao cada vez que salía a una cobertura con su cámara fotográfica.

En ella, un policía aparece acorralado por un grupo de vecinos y uno de ellos amenaza con lanzarle un ladrillo, durante una protesta contra la violencia policial en una favela de Río. Siempre cerca de la noticia, siempre en el ojo del huracán.

Tras ganar el premio, Sayao se unió a la aventura del naciente servicio fotográfico de Efe en Brasil, hace ya casi 20 años.

Montó el servicio de cero y lideró con aplomo el departamento. Fichó uno a uno a los miembros de su equipo (Antonio Lacerda, Fernando Bizerra, Sebastião Moreira y Joedson Alves) y transformó la fotografía en uno de los principales pilares de Efe en Brasil.

Su adiós deja un enorme vacío en su familia, compañeros de Efe y colegas de profesión, que le han recordado como uno de los mayores profesionales del fotoperiodismo latinoamericano.

Siempre dispuesto a ayudar y extremadamente comprometido con su trabajo, Sayao era un pilar fundamental dentro de la redacción. Un apoyo vital con una mirada y un olfato únicos para la noticia. Un profesional de infinito compromiso social.