EFEMiami

La primera misión espacial integrada completamente por civiles, la Inspiration4, se dispone a despegar en una cápsula Dragon de SpaceX este miércoles desde el Centro Espacial Kennedy de Florida (EE.UU.).

Con un 80 % de condiciones climáticas favorables, el tiempo parece aportar su parte de cara al lanzamiento previsto a partir de las 20.02 horas de este miércoles (00.02 GMT del jueves 16 de septiembre) del cohete Falcon 9, sobre el que irá montada la cápsula Dragon, ambas de la firma privada SpaceX, la responsable de esta misión de tres días y en la que la NASA será una mera espectadora.

Un empresario, un ingeniero, una asistente médica y una educadora experta en ciencias irán a bordo de la cápsula que, en su viaje orbital, alcanzará una altura de casi 575 kilómetro, más que la Estación Espacial Internacional (EEI) y que el telescopio espacial Hubble.

Benji Reed, directivo de misiones tripuladas de SpaceX, reconoció hoy que se le pone "la piel de gallina" al observar la velocidad con la que se organizó y preparó la misión, para la cual sus cuatro tripulantes han sido vacunados contra la covid-19 y se han respetado protocolos de prevención.

A una velocidad de unos 28.160 kilómetros por hora, la cápsula dará una vuelta al planeta cada 90 minutos, en el que es un recorrido de mayor envergadura que los realizados recientemente por los millonarios Richard Branson y Jeff Bezos.

A bordo de naves de sus respectivas compañías espaciales privadas, ambos efectuaron viajes suborbitales a una velocidad tres veces la del sonido que les permitieron experimentar la ingravidez por unos minutos.

En el Inspiration4, el único multimillonario es el comandante Jared Isaacman, de 38 años, fundador y presidente de la firma Shift4 Payments, amante de la aviación y quien financió la travesía espacial de los otros tres tripulantes, con un costo que no se ha dado a conocer.

Con él viajarán Hayley Arceneaux, de 29 años, sobreviviente de un cáncer y médica asistente del Hospital de Investigación Infantil St. Jude, quien será la persona más joven en volar al espacio orbital.

Van también la profesora universitaria Sian Proctor y el ingeniero aeroespacial y veterano de la Fuerza Aérea Chris Sembroski.

"Voy a ser la primera mujer piloto de raza negra de una nave espacial", señaló Proctor en una rueda de prensa esta tarde, en la que dijo que supone para ella un "honor" ostentar dicho título.

Agregó que hoy mantuvo una agradable conversación con la exprimera dama de EE.UU. Michelle Obama, una mujer que, dijo, la inspira.

"Desde el anuncio, la última vez que estuvimos aquí, cada día ha sido el mejor día de mi vida y solo está mejorando", añadió la profesora.

MESES DE ENTRENAMIENTO

Los tripulantes son civiles que han recibido durante unos seis meses entrenamiento en la base de SpaceX en Hawthorne, California, que incluyó maniobras en gravedad cero y prácticas con las fuerzas gravitacionales que experimentarán en el espacio.

Los civiles han sido preparados para emergencias, ejercicios de entrada y salida de naves espaciales y trajes espaciales, así como simulaciones de misiones parciales y completas.

Isaacman señaló que este martes sostuvieron un encuentro con el presidente y fundador de la firma, Elon Musk, quien les aseguró que " todo el equipo directivo (de SpaceX) está enfocado únicamente en esta misión".

Dragon tendrá una cúpula de observación "ampliamente probada y calificada para vuelos", de acuerdo a SpaceX, la cual promete unas vistas inimaginables de 360 grados.

Reed aludió a la "creciente acumulación de misiones comerciales de astronautas" y destacó que SpaceX se "prepara" para poder estar en capacidad de mandar hasta 6 misiones cada año con la cápsula Dragon.

AL ESPACIO, CON FINES CARITATIVOS

La misión, que es materia de una serie de la plataforma Netflix, tiene un componente benéfico, ya que servirá para recaudar fondos a favor del hospital infantil St. Jude, una campaña iniciada por el propio Isaacman con una donación de 100 millones de dólares y que espera duplicar con otras aportaciones.

Tras despegar de Cabo Cañaveral y pasar tres días en el espacio, la cápsula Dragon cruzará la atmósfera terrestre para amerizar frente a la costa de Florida.

SpaceX, fundada por el magnate Elon Musk, sumará así otro hito en lo que concierne al transporte espacial operado por firmas privadas, tras empezar en 2020 a efectuar vuelos tripulados de ida y vuelta desde suelo estadounidense hacia la EEI.

Boeing, la otra compañía con contrato con la NASA para el transporte de astronautas a la EEI, debió suspender el pasado mes la segunda misión de prueba de su cápsula Starliner a causa de fallos de válvulas en su sistema de propulsión.