EFENueva York

El precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) cerró este viernes con un alza del 0,8 % y se situó en 71,64 dólares el barril tras un cambio de rumbo en el mercado.

Al final de las operaciones en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos de futuros del WTI para entrega en julio sumaron 0,60 dólares con respecto al cierre de la jornada anterior.

El crudo de referencia en EE.UU., que recuperó su impulso tras una apertura negativa, enlaza su cuarta semana consecutiva de revalorización, en este caso del 1 % acumulado.

"Los precios del crudo se elevaron tras reportes de que se ha comunicado a los oficiales de la OPEP que esperen un crecimiento limitado de la producción estadounidense", explicó Ed Moya, de la firma Oanda.

Los expertos anticipan que el incremento en la producción de petróleo de EE.UU. se incremente en 200.000 barriles diarios este año y entre 500.000 y 1,3 millones en 2022.

"Los mercados de crudo se están disparando porque la OPEP duda que el incremento de producción de EE.UU. vaya a ser suficiente para que cambien sus planes de dar apoyo a los precios", indicó Phil Flynn, de Prince Futures Group.

El Texas había caído esta mañana debido al fortalecimiento del dólar frente a otras divisas que se ha producido en reacción a las perspectivas de un cambio de rumbo en la política monetaria de EE.UU.

La Reserva Federal ha elevado sus previsiones de aumento de la inflación y ha indicado que sus miembros comienzan ya a hablar de la futura retirada de estímulos, lo que ha inquietado a las bolsas.

Por su parte, los contratos de gasolina con vencimiento en julio ascendieron 3 centavos hasta los 2,17 dólares el galón, mientras que los de gas natural para entrega el mismo mes restaron casi 4 centavos hasta los 3,22 dólares por cada mil pies cúbicos.