EFEMontevideo

La cumbre de negocios China-LAC 2017, que se realizará a finales de año en la ciudad de Punta del Este (sureste de Uruguay), será una "gran vidriera" para el país y para América Latina, dijo hoy el director de la agencia de exportaciones Uruguay XXI, Antonio Carámbula, en la presentación del evento.

La cumbre, considerada como el principal encuentro empresarial entre China y América Latina y el Caribe, se desarrollará entre los próximos 30 de noviembre y 2 de diciembre en el Centro de Convenciones de esa localidad uruguaya con la presencia de más de 500 empresas de entre todos los países participantes.

"China es nuestro primer socio comercial. Tenemos que profundizar en ese sentido. Tenemos que aumentar el comercio pero, además, es uno de los principales emisores de inversión hacia el mundo y, en ese sentido, tenemos todavía un deber", afirmó Carámbula a la prensa.

"Así que esto es una gran vidriera para Uruguay y también para Latinoamérica, sin duda", agregó.

El director de Uruguay XXI explicó que esta será la XI edición de una cumbre que "ha ido creciendo en tamaño pero también en calidad".

"Incluso ahora está incluido para el Gobierno chino como una de las prioridades la relación entre China y Latinoamérica", remarcó.

Asimismo, recordó que la elección de Uruguay como sede del evento "fue un trabajo duro (de) lograr", hasta que el canciller de Uruguay, Rodolfo Nin Novoa, firmó el acuerdo el pasado año.

También, recalcó la importancia de la visita oficial del presidente de Uruguay, Tabaré Vázquez, junto a varios ministros a China en octubre de 2016, que consideró "como un broche de oro" para la realización del evento.

"Esa fue la primera etapa, porque ahora viene una segunda que ya estamos que es la organización pero también la promoción", argumentó el directivo.

A la presentación, que tuvo lugar en la Torre Ejecutiva, acudieron también el propio Nin Novoa, el vicepresidente de Uruguay, Raúl Sendic, y la directora general de Relaciones Internacionales del Consejo Chino para la Promoción del Comercio Internacional, Lei Hong.

Carámbula acentuó que Uruguay se encuentra "muy bien considerado" en el mercado del país oriental, ya que China es uno de los principales compradores de carne y otros productos uruguayos.

"Todo el tema de la trazabilidad nos ha permitido posicionarnos y, en ese sentido, es visto como un proveedor de alimentos confiables por lo cuál tenemos ahí muchas oportunidades", expresó.

En relación al evento, Carámbula especificó que se espera la asistencia de más de 500 empresas entre Uruguay, China y el resto de América Latina, "un número similar al que tuvo México hace dos años".

Carámbula afirmó que "es importante que vengan empresas de peso a Uruguay".

Indicó que los sectores empresariales que predominarán serán los de agro-alimentos; los temas vinculados al transporte, logística y comunicación, y el área de servicios en general.

"Uruguay tiene que aprovechar la oportunidad a partir de los acuerdos que se han firmado también para posicionarse como destino turístico para los chinos", añadió.

"Esta es una cumbre China Latinoamérica-Caribe pero, por supuesto, que el país organizador tiene la derecha y puede obtener más beneficios", concluyó.