EFEBuenos Aires

El presidente de Uruguay, Luis Lacalle Pou, pidió este viernes "rever" el arancel externo común del Mercosur, vigente desde 1995, y avanzar en las negociaciones para alcanzar acuerdos comerciales con otros bloques o países, entre los que destacó a los asiáticos.

"Tenemos que profundizar la zona de libre comercio, tenemos aspectos en la vida cotidiana, en la vida diaria, que siguen de alguna manera complicando, complejizando, la actividad de la zona de libre comercio. Estamos de acuerdo en rever el arancel externo común, que si bien se ha llegado a él, ha sido perforado una y mil veces con las excepciones que abundan", aseguró durante su intervención en la cumbre virtual por los 30 años del Mercosur.

Solicitó que se avancen "las negociaciones con otros bloques", y destacó que en este sentido Uruguay no está conforme ya que "la suma de situaciones en las cuales no catalizan estos acuerdos generan frustraciones".

Puso como ejemplo el acuerdo comercial entre Mercosur y la Unión Europea, firmado en 2019 tras más de 20 años de negociación y que todavía no ha comenzado a aplicarse.

"El acuerdo con el bloque europeo, allí tenemos una dificultad, se ha trabajado durante muchísimos años y todavía falta camino por recorrer, camino por recorrer que hoy nos genera cierto escepticismo. Tenemos que sincerar ese proceso para ver si vamos a llegar a buen puerto", agregó.

Afirmó que el Mercosur no se está beneficiando de otros mercados internacionales que "en estos últimos 30 años han desequilibrado, han generado riquezas", y apuntó a los países asiáticos, donde, consideró, los productos uruguayos no son competitivos.

"Estoy hablando básicamente de Asia, donde hay muchos productos nuestros que no compiten en igualdad de condiciones con otros países y otros bloques que tienen acuerdos con otros países de Asia", subrayó.

En ese sentido solicitó "formalmente que se discuta en la mesa el tema de la flexibilización", para que el Mercosur no sea "un corset" para los intereses uruguayos.

"Lo que no puede ser ni debe ser (el Mercosur) es un lastre. No estamos dispuestos a que sea una corset en el cual nuestro país no se puede mover, y por eso hemos hablado con todos los presidentes de la flexibilización. Uruguay necesita avanzar, nuestro pueblo nos exige avanzar en el concierto internacional", concluyó.