EFEMéxico

La recuperación de la economía mexicana y del sector bancario podría tardar hasta 2023 por la incertidumbre, advirtió este jueves Héctor Grisi, presidente ejecutivo y director general de Banco Santander México.

"Lo que nosotros estamos estimando y los números que tenemos es que (no) se nos va a recuperar esto hasta el año 22 o 23, no antes de eso, y aquí es muy importante también la respuesta que tenga el Gobierno y que tanto reactivemos la economía en general", declaró el directivo en una reunión con medios.

Además de más de 107.500 muertes y cerca de 1.133.000 casos, la pandemia de covid-19 ha causado una contracción de 9,6 % del PIB en lo que va del año.

El Gobierno de México insiste en que la curva económica tendrá un comportamiento tipo "V", con una contracción de 8 % este año y un repunte de 4,6 % en 2021.

Sin embargo, el presidente de Santander México estimó que la economía nacional no verá niveles similares a 2019 hasta el 2023.

“El 21 lo veo complicado, va a ser un año difícil, sobre todo la primera parte, esperamos que la segunda parte sea mucho mejor, ahora, vas a ver números de crecimiento, sí, pero contra la base de este año que ha sido tremendamente baja, con la caída tan brutal que tuvimos", comentó.

La importancia de Santander en México radica en sus más de 18 millones de clientes, el mayor número que tiene en Hispanoamérica.

Ante la pandemia, los resultados del banco en Norteamérica, que incluye Estados Unidos y México, mostraron una reducción del beneficio ordinario atribuido hasta los 1.061 millones de euros.

El 24 % de la cartera de crédito total del banco en México, el equivalente a 750.000 clientes, cayó en moratoria, reconoció Grisi.

Además, el crédito a pequeñas y medianas empresas (pymes) decreció entre 10 % y 12 %, detalló.

Aun así, el banco registró un récord histórico en octubre en el crédito hipotecario otorgado, que este año podría crecer cerca de 10 %, presumió el directivo del banco.

Otra noticia alentadora para la institución bancaria es el plan de infraestructura que esta semana anunció el Gobierno de México junto al sector privado, con un total de casi 70 proyectos que representan 2,3 % del PIB.

Este panorama le permite al banco ser "cautelosamente optimista", argumentó Grisi.

"Estamos viendo tiempos complicados, tiempos inciertos en el sentido que no es fácil tomar decisiones con la información que tenemos y no sabemos qué va a suceder en el corto plazo", reconoció el directivo.