EFEWashington

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aconsejó este martes la fabricación de productos en Estados Unidos "donde no hay aranceles," en una serie de mensajes relacionados con la disputa comercial con China.

"¡En un año de aranceles, nuestra industria siderúrgica se ha reconstruido y está floreciente!", afirmó el presidente Trump en una serie de cuatro mensajes que publicó en menos de una hora en su cuenta de Twitter.

"Impusimos un gravamen del 25 por ciento sobre el acero 'subsidiado' de China y otros países, y ahora tenemos una industria grande y creciente," añadió el gobernante, que indicó que gracias a ello las industrias de vehículos y de defensa de EE.UU. "están recuperándose".

El lunes Trump había indicado que su gobierno "tiene derecho" a imponer un 25 por ciento de aranceles a otros productos chinos por valor de 325.000 millones de dólares, pero indicó que todavía no ha tomado una decisión al respecto.

Poco antes, China había anunciado que desde el 1 de junio impondrá aranceles del 25 % a bienes importados de EE.UU. por valor de 60.000 millones de dólares, en respuesta los gravámenes por valor de 200.000 millones de dólares a productos chinos impuestos por EE.UU. la semana pasada.

"China compra MUCHO menos de nosotros de lo que nosotros les compramos a ellos, por casi 500.000 millones de dólares (al año), de modo que estamos en una posición fantástica", afirmó Trump en sus mensajes.

"Fabrique su producto en EE.UU. y no hay aranceles (...) También puede comprarle a un país al que no se le hayan impuesto tarifas, en lugar de a China", agregó.

Según Trump, "muchas compañías están abandonando China" para competir mejor por el mercado estadounidense.

"Tenemos ahora una economía mucho más grande que China y hemos incrementado sustancialmente en tamaño desde la gran elección de 2016", dijo Trump, que aseguró que Estados Unidos "es el banco rico que todos quieren asaltar y del cual se aprovechan".

"¡Nunca más!", finalizó.