EFERoma

La firma de moda italiana Versace apostó hoy, viernes, por los naranjas y los celestes para presentar una colección en la Semana de la Moda de Milán llena de trajes de raya diplomática, bermudas y vestidos ajustados que marcan la silueta femenina.

Versace optó por un desfile sin público, dada la situación derivada de la pandemia del coronavirus, y quienes pudieron asistir a la pasarela de modelos fueron los trabajadores de la firma que han contribuido a fabricar la colección.

Todos ellos se sometieron a las pruebas anticoronavirus y llevaron puestas las mascarillas, y pudieron disfrutar de un desfile donde los protagonistas fueron los colores, los estampados y los adornos, según ha publicado la casa italiana en las redes sociales.

"Versacepolis" es la imaginaria ciudad sumergida donde Donatella Versace ha montado un espectáculo con el que las modelos han presentado sus prendas, entre ruinas de templos e imágenes de la Medusa.

Bikinis de colores amarillos, naranjas y celestes se han alternado con trajes vaporosos de chaquetas azul intenso y pantalones rosa fucsia, pero también se pudieron ver conjuntos de tops y minifalda en colores verdes intensos y con adornos en purpurina.

Los vestidos bien ceñidos a la silueta, con apertura lateral en las faldas; los escotes 'palabra de honor'; las faldas con formas que simulan las olas del mar y los corpiños en todos los colores posibles completaron la colección de Versace.

Como complementos optó por bolsos de colores lilas, verdes y azules, con cadenas anchas en tonos amarillos y anaranjados, y por pendientes y collares en acabados dorados, de tamaño XXL.

La Semana de la Moda de Milán continúa mañana con las propuestas de Moschino, Salvatore Ferragamo y Giorgio Armani.