EFEMonterrey (México)

Los Tigres UANL del entrenador brasileño Ricardo Ferreti vencieron hoy por 1-0 a su rival más enconado, los Rayados de Monterrey, y se convirtieron en el primer finalista del torneo Clausura 2019 del fútbol mexicano.

El argentino Guido Pizarro convirtió un gol en el minuto 43 y le dio a los "felinos" de Ferreti el acceso a la final al empatar 1-1 la serie y clasificarse por mejor colocación en la tabla.

El duelo comenzó de acuerdo al guión establecido por ambos cuadros. Monterrey, ganador del duelo de ida por 1-0, le dio la pelota al rival en espera de un contragolpe para buscar un gol que obligara a Tigres a hacer tres para, en caso de empate, no perder por anotar menos veces como visitante.

Javier Aquino disparó desde atrás en una buena llegada de los "felinos" en el minuto 16, pero el portero Marcelo Barovero apareció en el momento adecuado y desvió la pelota.

Monterrey armó un contragolpe con una jugada iniciada por Jesús Gallardo que Rodolfo Pizarro no pudo terminar y cuatro minutos después el colombiano Dorlán Pabón estrelló la pelota en el palo.

Pabón cometió una falta ingenua que marcó el antes y el después de la serie porque en el cobro el chileno Eduardo Vargas, quien regresó a la titularidad, le puso un pase a Guido Pizarro, letal con un golpe de cabeza que significó el 1-0 y la clasificación.

En ese momento las condiciones del partido cambiaron. Tigres estaba con el boleto a la final, pero si Monterrey anotaba una vez, obligaba a su rival a hacer un par de goleo, lo cual le dio a la segunda parte un toque de novela de suspense.

El uruguayo Diego Alonso, entrenador de los Rayados, envió en el 52 al colombiano Avilés Hurtado por el defensa Jesús Gallardo, una señal de su intención de dar prioridad al ataque. Un minuto después se vio obligado a otro cambio en una jugada en la que el portero Marcelo Barovero se lesionó solo y fue sustituido por el mexicano Luis Cárdenas, con solo 90 minutos jugados en el campeonato.

Monterrey se fue por el gol que le diera el pase a la final y logró tres llegadas seguidas, salvadas por el portero Nahuel Guzmán, héroe del partido, quien detuvo un disparo de Maxi Meza en el 67, otro del colombiano Stefan Medina, en el 70, y un tercero de Rodolfo Pizarro en el 71.

Tigres, conservador, hizo una línea de cinco defensores para preservar el triunfo ante unos Rayados dominantes, estimulados con la idea de que si anotaban una vez, su rival debía meter dos goles.

Asustado ante el dominio del rival, Tigres envió a la cancha al defensa mexicano Eduardo Tercero, con 90 minutos jugados en el año, por el delantero colombiano Luis Quiñones; una apuesta todo o nada.

El encuentro siguió con los Rayados en busca de un gol ante unos Tigres echados atrás. Al llegar al minuto 90 el árbitro decretó siete minutos de compensación, pocos para Rayados, una eternidad para Tigres, que soportó el asedio y alcanzó su sexta final en los últimos 10 años.

En la disputa del título los Tigres enfrentarán al ganador de la serie León-América que se finiquitará mañana.

Ficha técnica:

Tigres: Nahuel Guzmán; Carlos Salcedo (Jurgen Dammm, m.70), Hugo Ayala; Jorge Torres Nilo; Rafael Carioca, Guido Pizarro (Francisco Meza m.46), Javier Aquino, Luis Rodríguez ; Eduardo Vargas, André-Pierre Gignac, Luis Quiñones (Eduardo Tercero m.78). Entrenador: Ricardo Ferretti.

Monterrey: Marcelo Barovero (Luis Cárdenas m.55); Nicolás Sánchez, Leonel Vangioni, Miguel Layún, Stefan Medina; Celso Ortiz; Jesús Gallardo (Avilés Hurtado m.52), Carlos Rodríguez (Maximiliano Meza m.71); Rogelio Funes Mori, Dorlán Pabón, Rodolfo Pizarro. Entrenador: Diego Alonso.

Goles: 1-0; m.43: Guido Pizarro.

Árbitro: Marco Antonio Ortiz. Amonestó al argentino Leonel Vangioni, al argentino Rogelio Funes Mori (m.45), al colombiano Avilés Hurtado (m.84) y al argentino Maximiliano Meza (m.93), por el Monterrey, y al brasileño Rafael Carioca (m.95), por Tigres.

Incidencias: Partido de vuelta de las semifinales del Clausura 2019 del fútbol mexicano, celebrado en el estadio Universitario de Monterrey, norte de México.