EFEMéxico

Una tecnología para hacer únicos los certificados de pruebas como las de antidopaje o las de covid-19 puede ayudar a evitar las alteraciones de estos test y a garantizar que los laboratorios que los realizan estén certificados.

“Es preocupante, porque se estima que tan solo en México, uno de cada cinco certificados de pruebas es falsificado”, afirmó este jueves a Efe, Daniel Uribe, cofundador y CEO de la empresa Genobank, que desarrolló un candado con tecnología "blockchain" (cadena de bloques) que certifica las pruebas.

Uribe aclara que este tipo de tecnologías podría ser útil para evitar, por ejemplo, casos como el de los 44 jóvenes estudiantes argentinos que dieron positivo a coronavirus tras un viaje a Cancún, en el sureño estado mexicano de Quintana Roo el pasado 16 de marzo al arribar a su país de origen.

Si bien señaló que estos jóvenes no falsificaron las pruebas, al parecer el problema fue que el laboratorio mexicano -hoy clausurado- que hizo las pruebas del coronavirus a los estudiantes para que pudieran volar a casa no estaba certificado.

“La ventaja de esta tecnología es que, por ejemplo, si el laboratorio tiene adoptada la tecnología la prueba estaría certificada completamente”, afirmó el experto.

PRUEBAS INFALSIFICABLES

Desde hace varias semanas, Estados Unidos, Canadá y varios países de la Comunidad Europea solicitan a los viajeros presentar una prueba PCR o de antígenos, con resultado negativo al SARS-CoV-2, realizada con tres días de anticipación para descartar que el pasajero está enfermo.

“Sin embargo, hemos tenido reportes que en lugares turísticos como Cancún, se venden pruebas falsas en un promedio de 40 dólares”, dijo Uribe.

Es por ello que lo que ofrece esta tecnología, que ya utilizan alrededor de unos 10 laboratorios en México, es emitir un certificado que contiene datos de resultado que da el laboratorio y tiene 5 elementos de seguridad.

“Una firma criptográfica que le damos a los responsables sanitarios de cada laboratorio y está ligada a su cédula profesional, el nombre del pasajero o paciente, su identificación que acredita su identidad, el resultado de la prueba, si es PCR o de antígeno, y una estampa de tiempo que es inalterable”, puntualizó.

Este certificado genera un tipo de código QR con el que en unos segundos se puede certificar que la prueba y el laboratorio emisor son auténticos.

PROTEGER PRIVACIDAD

Uribe señaló que otra de las novedades y ventajas de esta tecnología es que tanto la firma como la estampa de tiempo no provienen de servidores de la empresa, sino de la tecnología "blockchain", lo que protege la privacidad de los pacientes.

“Cuando interactúas con cualquier empresa se quedan con datos del paciente y empieza a acumular datos personales, y se logra la certificación a costa de la privacidad de datos de personas”, refirió.

Así pues, con esta tecnología se certifican las pruebas sin intercambiar datos personales y una vez que el test ha cumplido su cometido, los usuarios pueden ejercer su derecho al olvido digital.

El directivo aseguró que actualmente se encuentran en negociaciones con las autoridades de salud, de las aerolíneas y con empresas que gestionan cines, restaurantes y todos los lugares donde convergen personas y hay riesgo de contagio de la covid-19.

“Lo que quisiéramos es que esto se convirtiera en una norma oficial, porque la idea es protegernos todos”, insistió.

De acuerdo con Uribe, esta tecnología tiene un costo de entre 2 y 5 dólares, pero sus alcances son importantes ya que “literalmente puede salvar vidas”.