EFENaciones Unidas

España reiteró este lunes ante Naciones Unidas su apuesta por un diálogo con el Reino Unido para la “descolonización” de Gibraltar, dejando claro que los acuerdos alcanzados en el marco del brexit no cambian su postura sobre la soberanía del Peñón.

“No cabe otra solución al contencioso de Gibraltar que un proceso de descolonización negociado entre España y Reino Unido, en los términos que han establecido las Naciones Unidas”, señaló el embajador español ante la ONU, Agustín Santos, en una intervención ante el Comité de Descolonización de la organización.

Este órgano celebró hoy su sesión anual sobre la cuestión del Peñón, con intervenciones de España y de un representante del Gobierno de Gibraltar.

En su discurso, Santos subrayó que España sigue sufriendo una “situación colonial” y recordó que así lo viene reconociendo desde hace décadas la ONU.

“Desde 1965, la Asamblea General de Naciones Unidas viene pronunciándose cada año sobre el contencioso de Gibraltar, pidiendo a España y al Reino Unido llegar a un acuerdo sobre su descolonización. Y esta es la palabra clave y por eso discutimos este asunto en este Comité”, apuntó.

El embajador español insistió por ello en que España pide simplemente “el cumplimiento cabal de lo que Naciones Unidas ha dispuesto: entablar negociaciones con el Reino Unido para poner fin a esta situación colonial, en las que se tendrán en cuenta los intereses de la población del territorio”.

“Hoy reiteramos, de nuevo, nuestro llamamiento al Reino Unido para ello”, dijo Santos, que añadió que España está además dispuesta a alcanzar con Londres acuerdos “que permitan esquemas de cooperación regional en beneficio directo de los habitantes de uno y otro lado de la Verja bajo la idea de una prosperidad compartida”.

Sobre los acuerdos cerrados en el marco de la salida británica de la Unión Europea (UE), España subrayó que ninguno de ellos “implica una modificación de la posición jurídica de España con respecto a la soberanía y jurisdicción en relación con Gibraltar”.

El representante del Gobierno de Gibraltar en EE.UU., David Guerrero Liston, defendió el carácter diferenciado del Peñón y subrayó que lo que debe importar son los deseos de su gente.

En ese sentido, consideró que no se pueden rehacer las fronteras sobre la base de cómo era Europa hace 300 años y llamó a mirar a un “futuro en el que el diálogo y la cooperación reemplacen al conflicto y la confrontación”.

Además, como viene haciendo desde hace años, Gibraltar pidió que el Comité de Descolonización visite el territorio para conocer de primera mano su situación.