EFELondres

El primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, aseguró hoy que las relaciones con Estados Unidos son "más o menos tan buenas como lo han sido durante mucho tiempo", a pesar de las dificultades para avanzar hacia un acuerdo comercial y de la aparente falta de coordinación en la crisis en Afganistán.

Antes de reunirse con el presidente de EE.UU., Joe Biden, Johnson fue preguntado en una entrevista con la BBC si espera que se produzca cierta tensión en el encuentro, después de que medios estadounidenses hayan sugerido que el primer ministro británico tuvo que esperar 36 horas para hablar con Biden durante la retirada de tropas de Kabul.

Johnson aseguró que la relación bilateral es buena y subrayó que la "ventaja de trabajar con Biden y su administración" es su "compromiso para solventar el cambio climático", un asunto que preocupa especialmente al Gobierno británico a las puertas de la cumbre COP26 de Glasgow (Escocia), en noviembre.

El primer ministro del Reino Unido ha sugerido durante su visita a Estados Unidos que el acuerdo de libre comercio que esperaba firmar con Washinton tras el Brexit, una perspectiva que había avivado el anterior presidente estadounidense, Donald Trump, avanzará más lento de lo esperado.

Aún así, recalcó hoy que ambos países han acordado "acabar con el veto a la ternera británica y con los aranceles sobre el whisky escocés". "Las cosas están yendo muy,muy bien", recalcó Johnson.

Cuestionado en Sky News sobre si continúa pensando que puede negociar un acuerdo de libre comercio con Biden antes de que termine su actual mandato en el Reino Unido -en 2024-, Johnson dijo que es "optimista", pero alertó de que los estadounidenses "negocian muy duro".

"Vamos a continuar adelante con acuerdos de libre comercio en todo el mundo, incluidos los Estados Unidos", subrayó el jefe de Gobierno británico.