EFENaciones Unidas

La investigación ordenada por el jefe de la ONU, António Guterres, sobre los bombardeos sirios y rusos en la provincia de Idlib arrancará el 30 de septiembre y estará liderada por el militar nigeriano Chikadibia Obiakor, informó este viernes la organización.

Guterres anunció la investigación el pasado 1 de agosto, en un movimiento muy criticado por Rusia, que acusó al secretario general de Naciones Unidas de claudicar a la presión de ciertos países.

La comisión encabezada por Obiakor estará también integrada por Janet Lim, de Singapur, y Marta Santos Pais, de Portugal, y contará con la asistencia de otros dos expertos, el teniente general peruano Fernando Ordóñez y el exresponsable de la Cruz Roja Pierre Ryter.

Las pesquisas se centrarán en una serie de ataques que destruyeron o dañaron edificios cubiertos específicamente por un acuerdo de alto el fuego y de varias instalaciones apoyadas por la ONU.

El objetivo de la investigación de la ONU será esclarecer los hechos e informar al secretario general, que pide a todas las partes del conflicto cooperación con los expertos.

Las fuerzas leales al presidente sirio, Bachar al Asad, con el apoyo de Moscú, han incrementado sus operaciones en el noroeste de Siria desde finales de abril, en la zona desmilitarizada que acordaron Turquía y Rusia en septiembre del año pasado.

En agosto, el jefe humanitario de la ONU, Mark Lowcock, denunció ante el Consejo de Seguridad que las fuerzas sirias y rusas estaban provocando una "masacre".

Tras ello, Rusia y Siria anunciaron en apenas unas semanas dos altos el fuego unilaterales en Idlib, que es el último bastión de los rebeldes en el país.