EFEBruselas

La Unión Europea (UE) advirtió este jueves de que puede modificar las sanciones individuales o económicas que mantiene sobre Rusia a raíz de su agresión a Ucrania en 2014, en función de su comportamiento.

“Recuerdo que ya tenemos sanciones sobre Rusia, individuales y sectoriales, económicas, que son revisadas constantemente y son prolongadas o renovadas periódicamente”, indicó Peter Stano, portavoz del alto representante de la UE para Asuntos Exteriores, Josep Borrell, durante la rueda de prensa diaria de la Comisión Europea.

El portavoz añadió que, mediante esa “revisión constante, siempre es posible de acuerdo con los acontecimientos sobre el terreno incrementar o decrecer el alcance de las sanciones, en caso de que haya un cambio en el comportamiento”.

“Es un proceso gradual muy flexible que es revisado constantemente”, dijo, y afirmó que la próxima oportunidad que la UE tendrá para abordarlo a alto nivel será en el próximo Consejo de ministros comunitarios de Exteriores, previsto para el 13 de diciembre en Bruselas.

Stano rehusó comentar el resultado de la reunión del martes y miércoles en Riga de los ministros de Exteriores de la OTAN, en la que mostraron su preocupación por la acumulación de tropas de combate rusas junto a la frontera ucraniana y la posibilidad de una nueva invasión, y abrieron la puerta a sanciones económicas a Moscú en caso de que efectúe de nuevo una agresión.

“Los ministros de la OTAN tuvieron su reunión y dieron su opinión. Nosotros tendremos la nuestra -el Consejo de Exteriores- y después comunicaremos nuestra decisión u opinión sobre cómo reaccionar ante una posible agresión o invasión”, subrayó, a la vez que dejó claro que la Unión se toma “muy en serio” la situación y que “hay muchas discusiones y también coordinación con la OTAN”.

El portavoz recalcó que la posición de la UE hacia Kiev es “muy clara”: “Estamos comprometidos con la estabilidad, seguridad, integridad territorial y soberanía de Ucrania”, dijo, que es un “vecino muy importante y un socio muy estratégico”.

“Somos muy firmes y decisivos en nuestro apoyo a Ucrania frente a cualquier agresión que viniera con fuertes y graves consecuencias, si Ucrania fuera objeto de una nueva agresión contra su soberanía e integridad territorial”, señaló.

Borrell, que el miércoles participó en una sesión de trabajo sobre los Balcanes Occidentales en el encuentro de los ministros aliados, mantuvo este jueves una breve entrevista con el titular ruso de Exteriores, Serguéi Lavrov, aprovechando la reunión de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE), que se desarrolla hasta mañana en Estocolmo.

Según su portavoz, Borrell trató con Lavrov asuntos acuciantes en la agenda de la OSCE que, recordó, es “el foro para tratar asuntos de seguridad en el continente europeo”.

“Ser miembro de la OSCE se basa en los principios, entre otros, de respetar la integridad territorial y soberanía de los Estados”, subrayó.

“Borrell mencionó Ucrania en su corto encuentro con Lavrov y recordó la firme posición de la UE de apoyar la soberanía e integridad territorial de Ucrania ante cualquier agresión”, dijo Stano.

Enfatizó que la UE seguirá apoyando a ese país y que ya desde hace un tiempo está abordando “cómo reforzar su resiliencia en muchas áreas”.