EFEBangkok

Una mujer fue condenada a un año de prisión en Camboya tras acusar al primer ministro del país, Hun Sen, de haber ordenado el asesinato de un popular analista político, informó hoy la prensa local.

Hin Vansreypov publicó el pasado julio un vídeo en Facebook en el que acusaba al mandatario de orquestar la muerte de Kem Ley, asesinado a tiros justo un año antes en la cafetería de una céntrica gasolinera de Phnom Penh.

El juez consideró a la acusada culpable de un delito de incitación para cometer un delito o alterar la paz social, aplicable aunque la incitación no fuera efectiva, según el diario Phnom Penh Post.

La acusada, a la que también se impuso una multa de 1 millón de rieles (unos 250 dólares), admitió la publicación del vídeo y lo atribuyó a una respuesta a críticas personales que recibió de seguidores del partido gubernamental, añadió el periódico.

Kem Ley, abiertamente crítico con el Gobierno de Hun Sen, había fundado un partido político que iba a presentar candidatos a las elecciones municipales del año pasado.

El activista fue asesinado por un soldado retirado que atribuyó el crimen a una disputa por una deuda de 3.000 dólares -lo que fue negado por la familia de la víctima- y que fue condenado a cadena perpetua.

Los asesinatos por motivos políticos fueron habituales en Camboya durante la década de los noventa, después la violencia se redujo y el último caso conocido se remontaba a 2012.