EFEAsunción

El presidente de Paraguay, Mario Abdo Benítez, viajará esta semana a Argentina y Chile para reunirse con mandatarios de otros países latinoamericanos y buscar un espacio y una voz dentro de los asuntos que marcan la agenda regional.

Abdo Benítez participará en la Conferencia sobre Cooperación Sur-Sur de la ONU, que se celebrará en Buenos Aires entre el 20 y el 22 de este mes, y a la que acudirán otros mandatarios de distintos países del mundo, además del presidente argentino, Mauricio Macri, anfitrión del evento, y el secretario general de la ONU, Antonio Guterres.

Esta cita, conocida Plan de Acción de Buenos Aires (PABA) +40, se centrará en analizar los progresos logrados en materia de cooperación, buscar nuevos avances Sur-Sur y triangular, e identificar las nuevas oportunidades y desafíos existentes en estas zonas del mundo.

La Conferencia también tiene como fin la elaboración de un documento en línea con los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030 de la ONU, entre los que destacan la acción por el clima, la igualdad de género o el fin de la pobreza.

El canciller de Paraguay, Luis Alberto Castiglioni, confirmó a principios de este mes la presencia de Abdo Benítez en Buenos Aires, y señaló que responde a una invitación de Macri a su homólogo paraguayo.

No obstante, no se trata de una visita de Estado, sino de participación en esta Conferencia.

Abdo Benítez ya visitó a Macri en Buenos Aires, aunque lo hizo en junio de 2018, todavía como presidente electo de Paraguay, ya que no tomó posesión de su cargo hasta el 15 de agosto de ese año.

Tras su estancia en Argentina, el mandatario paraguayo se desplazará a Santiago de Chile, invitado por el presidente chileno, Sebastián Piñera.

Piñera ha citado en la capital chilena a los jefes de Estado de la región para presentarles e invitarles a debatir sobre la propuesta de reemplazar la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) por una nueva organización llamada Prosur.

Unasur, nacido en 2008 con la presencia de 12 países, ha ido perdiendo miembros a medida que la región viraba de signo político, de la izquierda hacia la derecha, y ahora solo permanecen Uruguay, Guayana, Bolivia, Surinam y Venezuela.

De cara al encuentro chileno, Castiglioni confirmó que la intención de Paraguay es "finiquitar" Unasur ya que "ha fracaso profundamente por la ideologización a la que fue sometida".

Abdo Benítez llegará a Chile dispuesto a respaldar la propuesta de creación de Prosur, aunque, como dijo Castiglioni, también se escucharán otras propuestas.