EFEAsunción

La guerra a la corrupción y a la impunidad fueron parte de las promesas realizadas hoy por el candidato a la Presidencia por el gobernante Partido Colorado, Mario Abdo Benítez, en un acto que cerró su campaña electoral de cara a las elecciones generales de este domingo.

"Vamos a fortalecer nuestra instituciones y luchar contra uno de los mayores vicios que tiene la democracia paraguaya, que es la corrupción y la impunidad. En mi gobierno no voy a permitir que nadie toque la plata del pueblo, que nadie se enriquezca con la plata del pueblo", dijo ante un auditorio lleno en la ciudad de Itauguá, a 30 kilómetros de Asunción,

Acompañado de su esposa y de su dupla a la Vicepresidencia, Hugo Velázquez, el candidato añadió que a tres días de un "día histórico el Paraguay necesita recuperar valores en la política".

"La política no sirve de nada si no tiene valores y sirve a unos pocos", dijo ante los aplausos de los reunidos en el lugar, ubicado en el departamento Central, el mayor semillero de votos del país y hasta ahora feudo del opositor Partido Liberal.

Intercalando el español y el guaraní, y enfundado en una bandera paraguaya, el exsenador dijo que "el Paraguay está unido con un Partido Colorado fuerte y unido.Y el Partido Colorado está unido y fuerte".

Sin embargo subrayó que su Gobierno será para todos los paraguayos y "protagónico del nuevo tiempo de Paraguay".

Mencionó también que como presidente hará énfasis en la inclusión y el desarrollo de las mujeres y que estás estarán presentes en su gobierno.

"La garantía de un buen gobierno es tener a mujeres como compañeras de trabajo en los próximos cinco años (de gobierno)", dijo.

Subrayó que este es su último discurso como candidato y que el próximo lo dará como presidente electo al cerrarse los colegios el próximo 22 de abril.

Del acto también participó el expresidente Nicanor Duarte (2003-2008), destacando la ausencia del presidente paraguayo, Horacio Cartes, quien ha acompañado a Abdo Benítez en la mayoría de los actos de campaña.

Cartes y Duarte se presentan al Senado por el Partido Colorado en las elecciones, en las que Abdo Benítez tiene como principal adversario al liberal Efraín Alegre, líder de la alianza opositora Ganar.

Alegre también cerró hoy la campaña con un último acto, ya que a partir de esta medianoche comienza la jornada de reflexión, que se extiende hasta el sábado.

De las elecciones, a una sola vuelta, saldrá también la conformación del Congreso y autoridades de los 17 departamentos gubernamentales.

A la Presidencia se presentan diez candidatos, si bien quienes cuentan con posibilidades reales de alcanzar el cargo son Abdo Benítez y Alegre, que es además el presidente del Partido Liberal, el mayor de la oposición.