EFEBogotá

Las autoridades colombianas detuvieron en Medellín a Jacobo Bucaram Ortiz, hijo del expresidente ecuatoriano Abdalá Bucaram, que había ingresado irregularmente al país a mediados de este año y será expulsado, informaron este viernes fuentes oficiales.

"El día de hoy fue puesto a disposición de Migración Colombia el ciudadano ecuatoriano Jacobo Abdalá Bucaram. Tras las verificaciones, fue posible determinar que estaba en condición irregular en Colombia, además de tener unos requerimientos judiciales en su país", expresó el director de ese organismo, Juan Francisco Espinosa, en un video divulgado por su oficina.

La información fue confirmada también por la Fiscalía ecuatoriana, que señaló en sus redes sociales que la detención de Bucaram se logró gracias al intercambio de información con su par de Colombia y con el apoyo de agencias de Estados Unidos.

Por otra parte, Migración Colombia señaló que Bucaram será expulsado del país por un periodo de 10 años contados a partir de la fecha en un vuelo que saldrá de Medellín.

EL CASO

En junio pasado, la Justicia ecuatoriana dictó prisión preventiva para tres hijos del expresidente Bucaram por presunta asociación ilícita para la venta irregular de insumos a hospitales de Guayaquil.

La Fiscalía indicó entonces que la jueza que lleva el caso emitió un auto de prisión preventiva para Abdalá, Jacobo y Mishel Bucaram "por presunta asociación ilícita para la venta irregular de insumos a hospitales de Guayaquil".

Los hijos de Abdalá Bucaram suman con este proceso tres investigaciones de la Fiscalía ecuatoriana.

Las otras dos tienen en el foco al propio expresidente, que enfrenta acusaciones por los delitos de tenencia ilícita de armas y de bienes patrimoniales.

El exmandatario, que gobernó Ecuador entre 1996 y 1997, fue arrestado el mes pasado en el marco de una investigación en su contra en un caso de presunta delincuencia organizada.

Además, en este caso estaría involucrado el hijo de Bucaram detenido en Colombia y los tres funcionarios de la Agencia de Tránsito de Quito contra quienes se inició una investigación en mayo pasado por su presunta relación con dos israelíes, detenidos por supuesta corrupción en la provincia costera de Santa Elena.

Uno de los israelíes detenidos fue asesinado en agosto en una cárcel de Guayaquil donde estaba recluido con otro israelí-australiano, quien resultó herido.

Ambos eran investigados por la presunta venta irregular de insumos médicos y mencionaron a Jacobo Bucaram como su supuesto cliente.