EFEMiami (EE.UU.)

El grupo de acción demócrata Priorities USA calificó de "caudillo" al presidente y presumible candidato republicano en las elecciones en EE.UU. de noviembre próximo, Donald Trump, en una campaña que lanzó este lunes y en la que lo equipara a los líderes Hugo Chávez, Augusto Pinochet y Fidel Castro.

Para esta iniciativa, Priorities USA, el mayor grupo de acción política ("SuperPAC", como se conocen en EE.UU.) de tendencia demócrata del país, contó con cuatro inmigrantes venezolanos y cubanos que critican las actitudes y comportamientos de Trump y, en algunos casos, los comparan con los exdirigentes de su países de origen.

Así, un joven llamado José y que dice haber sido asistente de Juan Guaidó, reconocido presidente encargado de Venezuela por medio centenar de países, y que se mudó a Florida tras recibir amenazas de muerte, asegura que ve con "preocupación" el camino por el que "transita" EE.UU. de la mano de Trump, con el que, en su opinión, se ha "creado un mensaje de odio y de división".

Aseguró que esa "estrategia", que incluye desacreditar a los medios de comunicación, es la que utilizó Hugo Chávez tras llegar al poder en Venezuela.

La campaña se lanzó en internet coincidiendo con la celebración este lunes del Día de los Presidentes en EE.UU., con el mensaje "Trump no se comporta como un presidente, se comporta como un caudillo".

"Donald Trump vilipendia a la prensa. Amenaza a sus oponentes. Él dice que quiere postularse para un tercer mandato. Eso suena más como un dictador autoritario que un presidente de los Estados Unidos. Entonces hoy, debemos preguntarnos: ¿Es #PresidentsDay o #CaudilloDay?", dice Priorities USA.

Otro de los inmigrantes que participa en esta campaña de testimonios en primera persona es Virgil, que dejó su Cuba natal en los años 70 del siglo pasado bajo una amenaza que, dice, ver ahora repetida bajo la Presidencia de Trump, al que califica de "charlatán" y bajo el cual EE.UU. se ha convertido en una "dictadura".

Priorities USA, cuyo papel fue clave en la campaña de reelección del entonces presidente de EE.UU., Barack Obama, en 2012, utiliza además imágenes de archivo en las que se ve al exdictador chileno Augusto Pinochet y al italiano Benito Mussolini junto con otras del propio Trump.

La campaña en español está dirigida al votante latino de Florida, que en opinión de esta organización será "crítica" en las elecciones del 3 de noviembre, por lo que en julio de 2019 iniciaron una inversión millonaria para inclinar la balanza a favor de los demócratas.

Trump ganó las elecciones de 2016 en parte por su ajustado triunfo en Florida, al hacerse con el 49 % del voto popular, por el 47,8 % del voto de su rival demócrata, Hillary Clinton.

Una quinta parte de los votantes de Florida son latinos, por lo que en cada ciclo electoral los hispanos de esta región del sudeste de EE.UU. son claves en el resultado final de los comicios. EFE

abm/dsc