EFEAsunción

El Senado paraguayo rechazó este viernes un proyecto de declaración propuesto por la izquierda para instar al Gobierno de Mario Abdo Benítez a un acercamiento político con China a cambio de ayuda sanitaria en la lucha contra el COVID-19, que en el país suramericano ha dejado ocho muertos y 202 positivos.

El proyecto, propuesto por la concertación Frente Guasu con el acompañamiento de sectores del Partido Liberal, el mayor de la oposición, y del minoritario Patria Querida, fue rechazado con el respaldo de 25 votos contra 16 que sí lo apoyaron.

El acercamiento político con China es impedido por su alianza con Taiwán, isla que Pekín considera provincia rebelde y que mantiene relación con Paraguay desde la dictadura de Alfredo Stroessner (1954-1989).

El borrador del proyecto, que ahora irá al archivo, instaba al Poder Ejecutivo a establecer "inmediatamente relaciones diplomáticas" con China con la propuesta de un convenio "de mutua cooperación e intercambio de bienes y servicios" para enfrentar la epidemia de coronavirus a cambio de materias primas agrícolas y alimentos excedentes de Paraguay".

Carlos Filizzola, líder de la concertación y proponente del proyecto, defendió el dictamen de minoría en favor de una aproximación "sin mezclar cuestiones ideológicas" ante la fragilidad de la sanidad local ante la expansión del coronavirus.

Expresó que de todos modos, el intercambio comercial de Paraguay sigue siendo muy activo con China a través de la triangulación, lo que complica el ingreso de productos paraguayos como la soja, de la que el país sudamericano es uno de los principales productores y exportadores en el mundo.

La propuesta encontró la oposición del gobernante Partido Colorado, que se atuvo a la amistad de Paraguay con Taiwán, que mantiene un apoyo al país sudamericano en proyectos de educación y desarrollo.

En ese sentido, la senadora oficialista Lilian Samaniego, titular de la Comisión de Exteriores que dictaminó en contra de la iniciativa, destacó "los montos en millones de dólares" de la ayuda anual de Taiwán con su país.

"Varios países exaliados de Taiwán han caído en la trampa de las promesas chinas a cambio de romper relaciones con la isla y luego se han visto engañados, ya que nunca se cumplieron las promesas por parte del gobierno chino", señaló Samaniego.

Por su parte, el senador y excanciller Luis Alberto Castiglioni, también del Partido Colorado, manifestó que Paraguay "nunca se ha cerrado a dialogar" China.

Pero opinó que este país se interesa por Paraguay como "herramienta política para cerrar cada vez más el circulo en torno a Taiwán".

En relación a la ayuda exterior frente al COVID-19, el Frente Guasu, la mayor formación de izquierda de Paraguay, viene también planteando un estrechamiento de la relación con Cuba para que la isla aporte su estrategia en esa materia al país sudamericano.