EFESanto Domingo

El secretario general de la Internacional Socialista (IS), el chileno Luis Ayala, expresó hoy la preocupación del organismo ante la "grave" crisis en Venezuela.

En Venezuela "tenemos gente que está sufriendo inseguridad alimenticia, inseguridad humana, en vulnerabilidad desde todo punto de vista. Es una situación muy grave que nos convoca a todos", subrayó Ayala a la prensa, tras participar en la inauguración de la reunión del comité para América Latina y el Caribe de la IS.

Para Ayala, el país suramericano atraviesa "la situación más crítica en todo el continente americano" donde, afirmó, "tenemos prácticamente ausencia de democracia" y el Poder Legislativo "es prácticamente inexistente" para el Ejecutivo de Nicolás Maduro.

"Es el único país donde de verdad hay presos políticos en este continente", subrayó.

También expresó preocupación por la situación que atraviesan los partidos políticos en Guatemala, donde, afirmó, "están arrinconados" por el presidente de esa nación, Jimmy Morales.

Ayala llamó a fortalecer el papel de los partidos políticos que son, dijo, "el eje fundamental del ejercicio de la política y la conquista de la democracia".

La agenda de la reunión de la IS en Santo Domingo incluye la elección del presidente y vicepresidentes del Comité para América Latina y el Caribe.

Los principales temas que se debatirán son: "Prioridades de hoy en las políticas que impulsamos en la región" y "Las ausencias y déficit de la democracia en América Latina y el Caribe", según un comunicado del PRD.

A la vez, se rendirán informes de situaciones nacionales y de los partidos miembros de los países de la región.

En la inauguración de la actividad también intervino el vicepresidente mundial de la organización y presidente para América Latina y el Caribe, el canciller dominicano, Miguel Vargas, presidente del Partido Revolucionario Dominicano (PRD), anfitrión del evento en Santo Domingo.

En su discurso, Vargas señaló que esta reunión "es de máxima trascendencia" para la IS porque se elegirán la directiva del Comité para América Latina y el Caribe de los próximos cuatro años.

También se refirió a la situación económica y política que vive la región y dijo que "si bien es cierto que durante el presente siglo la inversión social con respecto al PIB en América Latina y El Caribe ha aumentado de 11% a 14,6 % según cifras de la Cepal, la desigualdad sigue siendo el principal reto de nuestra región".

"Es nuestro mayor obstáculo para alcanzar el desarrollo sostenible y lograr el bienestar y la prosperidad de nuestros pueblos", apuntó.

Para combatir la desigualdad, propuso, "impulsar políticas de empleo que garanticen a nuestros ciudadanos, trabajo digno y bien remunerado, ello será posible si somos capaces de diseñar un modelo económico que incentive la inversión y deje atrás los hábitos rentistas del emprendedor latinoamericano".

En otro orden, afirmó que la democracia latinoamericana se mantiene en constante mejoría.

"Hoy en día, en casi todos los países de la región, las elecciones se llevan a cabo sin mayores sobresaltos", apuntó.

Agregó que el desafío es "garantizar la fidelidad del voto a través de campañas menos costosas, de una sociedad mejor comprometida con el conjunto que con las individualidades y más consciente de la calidad de las propuestas de los candidatos".