EFEBrasilia

El expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva, quien el pasado viernes recuperó su libertad tras pasar 580 días en la cárcel, lamentó este domingo el "golpe de Estado" que llevó a renunciar al mandatario boliviano, Evo Morales.

"Acabó de saber que hubo un golpe de Estado en Bolivia" y que "el compañero" Morales "fue obligado a renunciar", escribió Lula en su perfil de la red social Twitter.