EFEBuenos Aires

Las Madres de Plaza de Mayo cuestionaron al Gobierno del presidente argentino, Alberto Fernández, su política de derechos humanos y de seguridad durante la cuarentena por la pandemia de coronavirus y su acercamiento a grupos económicos.

La referente de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora Nora Cortiñas criticó este miércoles "los abusos de poder de la Policía" durante el confinamiento ordenado por el Gobierno para limitar la transmisión de la COVID-19 y aseguró que "están fusilando a los jóvenes".

"La política de derechos humanos en estos momentos está en peligro de llegar a que este es el país de los asesinos de jóvenes, femicidios y todavía de desaparición de personas", expresó Cortiñas, que integra la histórica organización de derechos humanos integrada por las madres que buscan a sus hijos desaparecidos durante la última dictadura cívico-militar que gobernó en Argentina entre 1976 y 1983.

La dirigente aseguró que confiaba en que "ya se había terminado esa metodología aberrante y siniestra, sin embargo no se toman las medidas correspondientes".

BÚSQUEDA DE JOVEN DESAPARECIDO

La dirigente de Madres de Plaza de Mayo se refirió a la búsqueda del joven Facundo Astudillo Castro, quien se encuentra desaparecido desde el 30 de abril cuando viajaba a dedo rumbo a la ciudad bonaerense de Bahía Blanca y fue apercibido por la Policía del distrito por violar la cuarentena.

El joven es intensamente buscado luego de que el reclamo de su madre por su paradero cobrara difusión en los medios de comunicación ante la falta de respuesta de la Justicia y las fuerzas de seguridad.

Cortiñas apuntó contra el ministro de Seguridad de la provincia, Sergio Berni, por este caso y aseguró que "tendría que haber renunciado" a su cargo porque "lo que hizo con la mamá de Facundo (Astudillo) Castro fue inaudito" al asegurarle que el joven está vivo pero no darle certezas sobre su aparición.

Las fuerzas federales de seguridad realizaron este miércoles, por segundo día consecutivo, rastrillajes con perros adiestrados y drones en una amplia zona descampada en busca del joven de 22 años en el sur de la provincia de Buenos Aires, unos 670 kilómetros al suroeste de la capital argentina.

La dirigente de derechos humanos se refirió también al crimen de Lucas Verón, quien murió a balazos durante una persecusión policial en el distrito bonaerense de La Matanza, en las afueras de la capital.

"Lo digo honestamente y con todo el dolor, fusilan a los jóvenes por violar la cuarentena", aseveró Cortiñas.

CRÍTICAS DE HEBE DE BONAFINI

Cortiñas también cuestionó la integración del gabinete de ministros del peronista Alberto Fernández, quien asumió el poder en diciembre pasado, pero se diferenció de la crítica al Gobierno que hizo el martes la líder de la otra línea de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini.

"Hebe de Bonafini nunca nos representó", aseguró.

Bonafini envió una carta al mandatario en la que aseguró que las Madres de Plaza de Mayo se sintieron "agraviadas y heridas" porque convocó a empresarios y dirigentes de sectores productivos a participar en el acto del Día de la Independencia de Argentina el pasado 9 de julio.

"Usted sentó a su mesa a todos los que explotan a nuestros trabajadores y trabajadoras y a los que saquearon al país. Y lo más grave de todo: a los que secuestraron a muchos de nuestros hijos e hijas que luchaban por una Patria liberada", sostiene la misiva.

Fernández respondió al cuestionamiento de la líder de Plaza de Mayo, de estrecho vínculo con la exmandataria y hoy vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner (2007-2015), a través de otra carta que difundió en su cuenta de Twitter.

"Queridas madres, siempre las escucho y atiendo sus observaciones y reparos. Tengo plena conciencia de lo que ustedes han significado y significan para que seamos mejores como sociedad por eso tengan la plena seguridad de que todas nuestras políticas tienen un objetivo central: construir la Argentina socialmente justa que aún soñamos", afirmó el presidente.