EFEBruselas

Los ministros de Exteriores de la Unión Europea se reunirán este lunes en Luxemburgo en un encuentro en el que España ha pedido abordar la reacción que deberán tener los Veintisiete a las elecciones del 7 de noviembre en Nicaragua en las que los principales rivales al presidente Daniel Ortega están encarcelados.

Además, los jefes de la diplomacia europea discutirán también sobre la situación en Afganistán o la relación entre la UE y los países del Golfo Pérsico.

NICARAGUA

"Tenemos una idea clara de lo que va a pasar. Básicamente, no se permitirá a la oposición participar en las elecciones y es evidente que se está preparando todo para unas elecciones que no serán ni libres ni democráticas", dijo una fuente europea.

Ante una situación en la que hay "un claro giro autoritario del régimen" de Ortega, "probablemente habrá un rechazo a reconocer el resultado" de los comicios, porque no representará la opinión de los nicaragüenses" aseguró la misma fuente.

Otra fuente diplomática añadió que la UE se prepara para reaccionar "con una serie de medidas" ante el "fracaso" de las elecciones, que se celebrarán en medio de la "represión contra la oposición y los medios de comunicación".

Y aunque no concretó los detalles sobre cuáles pueden ser esas medidas, dijo que se evitarán "los efectos negativos sobre la región" centroamericana, que la UE considera "muy importante".

La UE prorrogó esta semana, por segundo año consecutivo, las sanciones a Nicaragua que aprobó en 2019 y que en la actualidad afectan a 14 personas que los Veintisiete consideran responsables de violaciones o abusos de los derechos humanos o de la represión de la sociedad civil y la oposición.

La extensión la acordaron al constatar que el Gobierno de Nicaragua ha "acelerado la represión, prohibiendo partidos de la oposición y organizaciones de la sociedad civil y encarcelando a opositores políticos, académicos, periodistas y ciudadanos sin el debido proceso judicial".

Ninguno de los individuos de la lista europea puede entrar al territorio comunitario y además se les han congelado sus bienes y activos que tengan en la UE.

AFGANISTÁN

Los ministros de Exteriores abordarán de nuevo la situación en Afganistán donde los talibanes han vuelto al poder tras veinte años y donde permanecen aun colaboradores de las tropas internacionales que se retiraron a finales de agosto por la decisión de Estados Unidos de abandonar el país.

La UE quiere establecer una oficina en Kabul para facilitar las evacuaciones y en las últimas semanas han viajado a la capital afgana oficiales del Servicio Europeo de Acción Exterior para comprobar si se cumplen las condiciones de seguridad necesarias para la presencia europea en el país.

Los países europeos tuvieron que suspender las evacuaciones el 31 de agosto, cuando fueron incapaces de garantizar la seguridad en el aeropuerto de Kabul sin la presencia de soldados estadounidenses, aunque en las últimas semanas las han reanudado, gracias a las gestiones, principalmente, de Catar y Pakistán.

España completó el martes la segunda operación de evacuación, donde llegaron a la base de Torrejón de Ardoz 245 afganos, que se sumaron a las 2.206 personas que el Gobierno consiguió sacar de Afganistán a finales de agosto.

GOLFO PÉRSICO

La retirada de Afganistán centró la última reunión que los ministros de Exteriores celebraron a principios de septiembre, por lo que en el encuentro de mañana abordarán también la relación con los países de Golfo Pérsico.

Según dijo una fuente europea, la UE tiene "una oportunidad de establecer una relación más estrecha" con la región, con la que aspira a negociar un tratado de libre comercio.