EFEManagua

El presidente de Nicaragua, el sandinista Daniel Ortega, calificó este lunes de "locura" que se acuse a los demócratas de EE.UU. de ser comunistas, al asegurar que ellos "destrozaron" la Libia del dictador Muamar el Gadafi, que era su aliado, y avalaron una invasión contra la Cuba de Fidel Castro.

"Están acusando a los demócratas que son comunistas. ¡Imagínense! ¡Qué cosa más increíble! ¡Es la locura!. Los demócratas comunistas, ¿desde cuándo los demócratas comunistas?", exclamó Ortega, un exguerrillero marxista, en un discurso transmitido en cadena de radio y televisión en ocasión del 41 aniversario del Ministerio de Gobernación.

Ortega, aliado de Cuba, Irán, Rusia y Venezuela, entre otros, recordó que fue el asesinado presidente estadounidense John F. Kennedy, "un demócrata, el que empezó la agresión contra" la Cuba del fallecido Castro y "el que avaló y organizó la invasión contra Cuba", conocida como invasión a Bahía de Cochinos o Playa Girón, en 1961.

"¿Y a quienes recurrió ese Gobierno de Kennedy, que ha sido presentado como el presidente más demócrata de Estados Unidos?, acudió a Somoza (en Nicaragua) y a la dictadura guatemalteca, (ambas) militares, para que en las costas del caribe de Nicaragua se entrenara a las brigadas que iban a invadir a Cuba", señaló.

Recordó que el mismo Anastasio Somoza Debayle, entonces jefe de la Guardia Nacional y que después llegaría a ser presidente de Nicaragua, fue a despedir a los rebeldes que iban a bordo del barco que desembarcaría en Cuba y hasta pidió, según Ortega, le trajeran "un pelo de la barba de Fidel".

"Un partido que está siendo calificado de comunista ahorita y ese partido tuvo esa conducta", reprochó.

"El Partido Demócrata no tiene nada de comunista, no tiene nada de socialista", sostuvo.

Ortega dijo que también fueron los de un Gobierno demócrata estadounidense "los que destrozaron" la Libia en tiempos del dictador Muamar el Gadafi, que era su aliado, "y allí está Libia desintegrada y otras naciones de esa zona y provocaron la emigración de Africa sobre Europa".

En Miami, donde la comunidad cubana y nicaragüense es mayoritariamente contraria a los régimen de Cuba y Nicaragua, han advertido del riesgo de que las ideas comunistas y socialistas se implanten en el poder de Estados Unidos si el candidato demócrata a la Presidencia, Joe Biden, se impone sobre el republicano Donald Trump.

Según las encuestas de intención de voto para las elecciones del 3 de noviembre. el demócrata Biden lleva la delantera a Trump a nivel nacional, pero la diferencia entre ambos se acorta en Florida, un estado siempre decisivo en las presidenciales.

Trump ha centrado su campaña para la reelección en decir que Biden es un títere de la izquierda radical que quiere convertir a EE.UU. en "Venezuela", mientras Biden, que ha negado ser socialista, se centra en la salud.