EFESan Salvador

La organización social Pro-Búsqueda pidió este viernes al presidente salvadoreño, Nayib Bukele, también comandante de la Fuerza Armada, que facilite una serie de archivos militares para localizar a niños desaparecidos a manos del Ejército en 1982 durante una operación contrainsurgente en una zona rural del norte del país.

La organización recordó el operativo militar conocido como la "guinda (huida) de mayo", en el que el Ejército envío a unos 6.000 soldados al norteño departamento de Chalatenango y en cuyo marco fueron desaparecidos los menores.

El director de Pro-Búsqueda, Eduardo García, señaló durante una conferencia de prensa que es "necesario que se facilite el acceso a familiares y a la sociedad a los archivos militares, para dar con el paradero de los niños desaparecidos durante el conflicto armado", que duró 12 años (1980-1992).

"Pedimos que el comandante en jefe de la Fuerza Armada ordene al Ministerio de Defensa Nacional que se entreguen esos documentos que, sin duda, aportarán para investigar y localizar a los desaparecidos", indicó García.

El activista exigió a la Fiscalía General de la República que "se agilicen las investigaciones de manera seria, diligente, científica, lógica y exhaustiva a fin de determinar el paradero de los niños desaparecidos y dar con los responsables de este infame hecho".

La "guinda (huida) de mayo" fue una incursión militar desarrollada entre mayo y junio de 1982 en el departamento de Chalatenango (norte), en el que el Ejército ejecutó varias masacres en diferentes zonas donde encontraban a población civil.

En marzo de 2015, la Corte Interamericana de Derechos humanos condenó al Estado salvadoreño por la desaparición de las niñas Ernestina y Erlinda Serrano Cruz, de 8 y 5 años, durante el citado operativo.

De acuerdo con García, Pro-Búsqueda, en sus 24 años de existencia, ha dado con el paradero de al menos 442 niños.

La estatal Comisión Nacional de Búsqueda de Niños y Niñas Desaparecidos durante el Conflicto Armado (CNB) estipula que, de los aproximadamente 10.000 desaparecidos que las organizaciones sociales calculan se dieron durante la guerra civil, entre 1.000 y 2.000 fueron niños y adolescentes.