EFEGuatemala

La virtual ganadora de la elección guatemalteca, Sandra Torres, aseguró este lunes que el país no está para "más aventuras políticas" y pidió a los votantes de la segunda vuelta electoral que consideren su "experiencia" y "amor por Guatemala".

Al llegar al centro de cómputo del Tribunal Supremo Electoral, tras saber que encabezaba los resultados preliminares, la ex primera dama y aspirante a la Presidencia por Unidad Nacional de la Esperanza subrayó que no era ninguna "improvisada", pues su proyecto político "se viene trabajando desde hace muchos años".

En cambio, sentenció que haber improvisado anteriormente "nos ha llevado a tener los resultados que hoy por hoy tenemos" e insistió en que "Guatemala no está para más aventuras políticas".

Con 8.340 meses escrutadas de 21.099 (el 40 por ciento), la socialdemócrata encabeza los resultados, con el 24,17 por ciento de los votos, seguida del exdirector del Sistema Penitenciario, aspirante por el partido de centroderecha Vamos, Alejandro Giammattei, que tiene un 15,02 por ciento de apoyo.

Su experiencia, proclamó Torres, también conlleva "voluntad política", algo que lamentó que sus rivales no tuvieran, pues señaló que se habían centrado en una "campaña negra" en su contra, la que pidió "evitar" para que "fluya" la propuesta y la voluntad en un nueva elección que se realizará el 11 de agosto.

Una campaña en contra que ha creado en torno a sí un fuerte antivoto que, según las encuestas previas a la jornada electoral de este domingo, supera el 52 por ciento de los votantes y que, según ella, inició en 2011 impulsado por el expresidente Otto Pérez Molina y su excompañera de fórmula, Roxana Baldetti, ambos en prisión por varios casos de corrupción.

Pero pidió que se analizara "cómo están ellos (Pérez Molina y Baldetti) y cómo estoy yo".

Consultada por la prensa local e internacional, que aguardó desde su llegada al centro de cómputo el desfile de entrevistas a la televisión local pactadas por su equipo, sobre su estrategia contra su eventual competidor en la segunda vuelta, un puesto que puede ocupar desde Giammattei hasta Edmond Mulet (Humanista, centro) o Thelma Cabrera (Movimiento para la Liberación de los Pueblos, izquierda), prefirió aguardar a los resultados finales.

Dijo que el escenario es distinto al de 2015, cuando también pasó a segunda vuelta pero cayó contra el presidente, Jimmy Morales, y agregó que ahora terminó "en primer lugar".

Tampoco mencionó con qué partidos o candidatos presidenciales que no pasarán a segunda vuelta dialogará, aunque dijo que eso "obviamente ya lo hemos hecho desde el Congreso". Alianzas que tendrían cabida, una vez su equipo se reúna en unas horas para analizar los resultados preliminares.

Solo mencionó la valiosa participación de Thelma Cabrera, la única mujer indígena contendiente a la Presidencia, pues valoró que es "muy bueno que participen mujeres" y dijo que era "sano para fortalecer la democracia del país, pues la mayor parte del padrón somos mujeres".

En cuanto a la posibilidad de ganar el próximo 11 de agosto, Torres negó tener contemplada una ampliación de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), pues afirmó que retomará la propuesta de la fiscal general, Consuelo Porras, para fortalecer a la Fiscalía Transnacional.

"Hay que robustecer al Ministerio Público con más financiamiento, pues hoy por hoy solo cuenta con el 10 por ciento de cobertura nacional. Se deben mejorar los ingresos de los fiscales", abundó.

Más de 8 millones de personas estaban llamadas este domingo a las urnas para elegir a sus futuras autoridades para el período 2020-2024, presidente y vicepresidente, 160 diputados al Congreso, 20 al Parlamento Centroamericano y 340 corporaciones municipales.

Casi una veintena de binomios Presidenciales se presentaron a estos comicios, los novenos de la era democrática, y si ninguno de los aspirantes logra la mayoría (la mitad más uno de los votos), los dos que más apoyos consigan irán a una segunda vuelta el 11 de agosto.