EFESanxenxo (España)

El rey emérito Juan Carlos I, padre del actual monarca Felipe VI, pasó su primer día de visita en España, tras su regreso ayer desde Abu Dabi después de 21 meses, navegando y rodeado de una gran expectación, seguido por decenas periodistas.

Juan Carlos de Borbón, que ostenta el título de rey emérito desde que abdicó a favor de su hijo en 2014, pasó hoy cuatro horas navegando por aguas de la costa gallega (noroeste), ya que el objeto de su visita privada a España es asistir en la localidad de Sanxenxo a las regatas de vela, una de sus pasiones.

Es la primera vez que viene a España desde que abandonó su país en agosto de 2020, tras conocerse un escándalo financiero relacionado con el posible cobro de supuestas comisiones millonarias por las obras del tren de alta velocidad a La Meca (Arabia Saudí), además de un caso de presuntas donaciones no declaradas y otro de posible ocultación fondos en paraísos fiscales, los tres investigados por la Fiscalía del Tribunal Supremo español, que el pasado marzo las archivó.

Juan Carlos I, de 84 años, estableció su residencia en Abu Dabi "de forma permanente y estable", aunque desde el principio manifestó a su hijo, actual jefe de la Casa Real, su intención de visitar España en ocasiones para ver a familiares y amigos, siempre de forma privada.

El rey emérito, que llegó hoy al pantalán acompañado de su amigo y anfitrión Pedro Campos, saludó muy sonriente a los periodistas desde la ventanilla del coche que lo trasladaba y cuando bajó del vehículo, se paró a hablar brevemente con unas personas que lo esperaban para recibirlo.

A continuación se subió al barco "Bribón", que tradicionalmente él patronea, para tomarse una fotografía con la tripulación, pero posteriormente subió a una zodiac para seguir la competición.

La reaparición del rey emérito provocó este viernes una catarata de reacciones políticas entre los que apoyan su regreso y los que no.

Mientras que Gobierno insiste en que es respetuoso con las decisiones personales de Juan Carlos I, desde los partidos políticos, algunos son muy críticos, como Unidas Podemos, formación de izquierda que forma parte del Ejecutivo de coalición con los socialistas, así como los nacionalistas catalanes y otros grupos de izquierda republicanos.

Sin embargo, tanto desde el conservador Partido Popular (PP) como desde el ultraderechista Vox, se oyeron hoy voces de apoyo al antiguo monarca y en defensa de su derecho a venir a España cuando quiera.

En medio de esta polémica, Juan Carlos de Borbón visitará el lunes a su familia en el Palacio de la Zarzuela, residencia oficial del rey, antes de partir de nuevo hacia Emiratos Árabes ese mismo día.

El alcalde de Sanxenxo, Telmo Martín, informó hoy de que Juan Carlos I tiene intención de regresar al municipio el próximo mes de junio para participar en una regata.