EFELima

Perú podría regresar a una cuarentena estricta si los contagios siguen subiendo, afirmó la ministra de Salud, Pilar Mazzetti, cuando el país ha confirmado 471.012 casos del coronavirus SARS-CoV-2 y 20.844 fallecidos por la COVID-19, que lo convierten en la séptima nación más afectada por la pandemia en el mundo.

Mazzetti dijo que el Gobierno podría evaluar retornar a una inmovilización, como la que se aplicó entre marzo y julio a nivel nacional, "si los niveles se ponen peor".

"Tenemos que regresar a las medidas anteriores si vemos que (los niveles) siguen subiendo. Si sobrepasamos y siguen subiendo, tenemos que reconsiderar todo", declaró en entrevista con el diario La República.

MÁS DE 7.000 CONTAGIOS DIARIOS

De acuerdo con el último reporte oficial del Ministerio de Salud, hubo 25.446 exámenes de descarte aplicados el pasado viernes, de los cuales 3.307 dieron positivo ese día. A esa cifra se sumaron 3.830 casos que se evaluaron en la última semana y se confirmaron el viernes.

Un total de 13.680 pacientes están hospitalizados y 1.474 están conectados a un ventilador mecánico en las Unidades de Cuidados Intensivos.

"Si la capacidad resolutiva de las ciudades es difícil, la de los otros (lugares) es más débil. Y si una persona se enferma en un sitio alejado es un drama para el desplazamiento, porque este virus hace que una persona no oxigene bien", indicó Mazzetti.

La ministra llamó la atención sobre los nuevos contagios en niños, después de haber autorizado que salgan brevemente de su casa, porque al no presentar síntomas facilitan el contagio.

"Lo más duro, sin embargo, es que los niños que se infectan son altamente susceptibles, con enfermedades neurológicas, asma, cardiopatías, y esos son los que perdemos, los que acaban en UCI y mueren", dijo Mazzetti, quien confirmó el deceso de 80 niños por el nuevo coronavirus.

ASUMEN 47.000 MUERTOS

El reporte del ministerio reveló que el número de fallecidos con diagnóstico confirmado se elevó a 20.844, pero Mazzetti recordó que esa cifra está en revisión y que la más cercana a la realidad es la que presenta el Sistema Informático Nacional de Defunciones (Sinadef) de 47.000 muertos sospechosos de COVID-19.

"He dicho que vamos a seguir al Sinadef, primero porque todo el mundo cree en él pese a sus dificultades. Y segundo, porque desde el punto de vista de la salud pública, hay que tomar la peor cifra y prepararnos para lo peor", expresó.

Desde el inicio de la enfermedad hasta la fecha, un total de 319.171 personas se han recuperado, después de cumplir con el aislamiento domiciliario o de recibir el alta médica, con lo cual el número de casos activos con la COVID-19 es actualmente de 130.997 personas.

MÁS OXÍGENO PARA LA AMAZONÍA

Por otro lado, el ministerio informó que 187 concentradores de oxígeno serán distribuidos en cuatro provincias de la región selvática de Ucayali para atender a las comunidades nativas de esa jurisdicción.

"La adquisición de estos equipos médicos contribuye al fortalecimiento del Plan de intervención del Ministerio de Salud para comunidades indígenas y centros poblados rurales de la Amazonía frente a la emergencia de la COVID-19, el cual tiene como objetivo atender a más de 860.000 ciudadanos de la Amazonía peruana", afirmó Julio Mendigure, director de Pueblos Indígenas u Originarios del Ministerio de Salud.