EFELima

El Gobierno de Perú dio marcha atrás a la segregación de hombres y mujeres para hacer las compras básicas durante la cuarentena por la COVID-19, después de que se registraran grandes aglomeraciones en mercados en los días habilitados para las mujeres y casos de discriminación a personas transgénero.

El decreto que prorroga la cuarentena general y obligatoria hasta el 26 de abril fue publicado este sábado y establece que desde la próxima semana solo una persona por familia podrá salir a hacer las compras de lunes a sábado, mientras que todos los domingos habrá toque de queda, lo que implica una inmovilización total.

La separación por género estaba vigente desde el 3 de abril, con los lunes, miércoles y viernes asignados a los hombres y los martes, jueves y sábados para las mujeres, mientras que los domingos estaba prohibida la salida para todo el mundo.

GRANDES CONCENTRACIONES

La medida provocó grandes concentraciones en los días habilitados para las mujeres pero también el último miércoles, cuando decenas de miles de hombres salieron a comprar antes del toque de queda absoluto decretado para este Jueves y Viernes Santo.

Con ello ocurrió el efecto contrario al que se buscaba, que era evitar aglomeraciones que se convirtiesen en focos de infección y propagación del coronavirus, que hasta el momento ha dejado en el país 138 muertos y 5.256 infectados.

"En las actuales circunstancias, mejor hubiera sido cuatro días para mujeres y dos para varones, que refleja la opresión de las sociedad hacia las mujeres. Vivimos en una sociedad patriarcal", dijo a medios locales el economista Farid Matuk, miembro del grupo de expertos que recomendó al Gobierno la medida de separación por género.

CASOS DE TRANSFOBIA

La segregación de hombres y mujeres también dio lugar a decenas de casos de discriminación a personas transgénero por parte de policías y militares, a pesar de las claras órdenes dadas por el presidente de Perú, Martín Vizcarra, y el ministro del Interior, Carlos Morán, para respetar la identidad de género.

El pasado sábado, primer día habilitado para las mujeres, se dieron al menos 30 casos de transfobia por parte de las fuerzas del orden, según denunció a la Agencia Efe la activista y política transgénero Gahela Cari.

En estos casos las mujeres transexuales fueron paradas en la calle por policías o militares para solicitarles el DNI, recriminarles ser hombres y ordenarles volver a casa, aunque en otros casos fueron detenidas y llevadas a comisaría y forzadas a castigos físicos.

Las denuncias en redes sociales de estas agresiones llevaron a la sanción de los agentes y militares identificados en las grabaciones de estos excesos.

MASCARILLAS OBLIGATORIAS

Durante la prórroga del estado de emergencia en Perú seguirán las fronteras cerradas y suspendido el transporte interprovincial, continuarán los toques de queda nocturnos y se impone la obligación de portar mascarilla a todas las personas que transiten por la calle.

Perú fue el primer país de Latinoamérica en decretar la cuarentena general y obligatoria, que entró en vigor el 16 de marzo, cuando apenas había confirmados 71 casos y solo diez días después de que se conociese el primer positivo por COVID-19 en el país.