EFECádiz

El Museo de Cádiz ofrece a partir de mañana un recorrido por la obra y la vida del artista gaditano Guillermo Pérez Villalta.

"Guillermo Pérez Villalta. El signo de Occidente" es el título de esta exposición que reúne una parte del legado que el pintor y escultor tarifeño, uno de los más representativos del denominado posmodernismo español, donó en 2013 al Centro Andaluz de Arte Contemporáneo (CAAC).

En la presentación de la exposición el artista ha subrayado que estas obras conjugan "lo personal y lo artístico".

"Todas ellas son resultado de la interiorización de lo moderno a través de lo popular y representan momentos especiales de mi vida, por lo que las tengo un cariño muy especial", ha señalado.

Pérez Villata, que asegura que nunca se ha sentido pintor "sino artífice", ha explicado que las obras de la exposición recogen "la evolución de mi trabajo a lo largo de mi vida" y "responden a momentos íntimos o situaciones especiales. Es mi Mundo personal como artista, y aportan mi experiencia de vida".

La muestra, comisariada por Juan Antonio Álvarez Reyes y que estará abierta al público hasta el 29 de noviembre de 2020, ofrece lecturas entrecruzadas del artista sobre temas como el tiempo, el hedonismo y la sensualidad, la creación y el disfrute o la tradición religiosa y pone de manifiesto como "haber nacido en el occidente de Occidente quizás haya podido marcar la trayectoria de Guillermo Pérez Villalta", ha indicado el comisario.

Álvarez Reyes, director del Centro Andaluz de Arte Contemporáneo (CAAC), ha participado en la presentación de esta exposición que también recoge la diversidad de materiales y formatos usados por el artista.

Nueve cuadros de referencia autobiográfica, la serie de dibujos "Viaje a Andalucía" en la que retrató diferentes enclaves andaluces, la serie de fotografías digitalizadas "Arquitecturas encontradas", sobre edificios singulares que Pérez Villalta fotografió desde 1973 hasta mediados de los 80, forman parte de esta muestra.

En las salas de la exposición permanente del Museo de Cádiz, integradas en las colecciones de arqueología, la exposición despliega diversas piezas de orfebrería y metalistería de Pérez Villalta, para ofrecer una reflexión sobre cómo pasado y presente siguen encontrando formas constantes de diálogo en el arte.