EFEAlgeciras (Cádiz)

El puerto de Algeciras ha cerrado el ejercicio 2018 con un tráfico total de mercancías de 106,8 millones de toneladas, un incremento del 5,2 por ciento respecto al 2017, cuando cerró con 101,6 millones, y por tercer año consecutivo supera la barrera de los cien millones de toneladas.

Así lo ha indicado hoy el presidente de la Autoridad Portuaria de la Bahía de Algeciras (APBA), Manuel Morón, en una comparecencia en la que ha ofrecido un adelanto de los datos provisionales, a falta de auditar, del año y en la que ha repasado sus 21 años al frente de la institución que dejará de presidir en breve.

El incremento del tráfico portuario se debe principalmente a los graneles líquidos, con 31,6 millones de toneladas (+9,9 %) y a la mercancía general, con 68,9 millones (+5,3 %).

Pese al resultado positivo, caen respecto al pasado ejercicio los graneles sólidos (1,7 millones, -18,3 %), el avituallamiento (2,5 millones, -12,9 %), el tráfico local (2,1 millones, -10,5 %) y la pesca descargada (0,009 millones, -9,7 %).

En cuanto al tráfico de contenedores, las dos terminales del puerto de Algeciras cierran el año con 4,8 millones de teus (+9,1 %). También crece la cifra de pasajeros en las líneas del Estrecho hasta los seis millones (+9,1 %), así como el número de buques entrados, con 28.909 (+2,3 %).

En cuanto al resultado económico, el resultado es positivo en 12 millones de euros, con 98,5 millones en ingresos y 86,5 en gastos.

Sobre su trayectoria al frente de la APBA Morón ha subrayado que desde 1997 el tráfico portuario casi se ha triplicado en Algeciras (se ha multiplicado por 2,7), mientras que las cifras de contenedores y de camiones son más del triple en estas dos décadas y casi se ha doblado el número de pasajeros.

Con los datos que maneja la APBA, ha indicado Morón, se estima que las instalaciones portuarias en todo el Campo de Gibraltar generan unos 30.000 empleos, entre los que ha destacado la estiba, que en los últimos 21 años ha pasado de 642 a 2.920 empleados.

Sobre el desarrollo de infraestructuras ha indicado que en dos décadas las instalaciones se han incrementado en más de 190 hectáreas, con 14 kilómetros más de líneas de atraque, tres terminales de ferrocarril y 5 kilómetros de vía férrea, todo ello con 929 millones de inversión.

Especialmente satisfecho se ha mostrado Morón de que este año culmine la obra de la ampliación de la red eléctrica del puerto algecireño y de que lleve cuatro años consecutivos siendo "el puerto más barato de España" en cuanto a tasas.

En lo que respecta a inversiones en los municipios de la comarca, en el área llamada Puerto-Ciudad, en estos veinte años se han destinado 36,7 millones de euros.

Por último, Morón ha repasado los que ha calificado de "siete pecados capitales", en referencia a los siete grandes retos pendientes que deja en su mandato.

Son la modernización del enlace por ferrocarril, el incremento de personal tanto en la APBA como en el Puesto de Inspección Fronterizo (PIF), la fase B de la ampliación del muelle Isla Verde Exterior, la llegada del nuevo dique flotante a Campamento, la creación de un fondeadero exterior y la cesión del Llano Amarillo al Ayuntamiento de Algeciras.