EFECórdoba

El vicepresidente de la Junta de Andalucía, Juan Marín, ha asegurado hoy que los presupuestos que prepara la administración regional "no son ideológicos" y sí "muy reales", por lo que espera que cuenten con el apoyo de todas las fuerzas políticas en el Parlamento andaluz.

En rueda de prensa en Córdoba, Marín ha expuesto que los presupuestos tratan de "liquidaciones" y de los "objetivos, programas y proyectos que en cada Consejería se ponen en marcha en un ejercicio natural" pero debe tener "los recursos para cumplirlos".

"Esto no va de crecer un dos por ciento, o bajar un tres y subir un ocho", ha explicado Marín, quien ha recordado que los presupuestos sirven para "cubrir las necesidades de los ciudadanos", por lo que serán "diferentes", ya que "no son ideológicos y sí muy reales".

El vicepresidente ha señalado que las cuentas contemplarán "muchas materias pendientes" y "acuerdos de anteriores gobiernos" que se recogen en el de 2019, mientras que ha recordado que, si entran en vigor, serán "para seis meses".

Ha añadido que los servicios jurídicos y económicos ya están trabajando "en el de 2020" y espera que éstos se puedan aprobar a final de año.

Marín ha recordado que 2019 es un "año atípico" al contar con unas presupuestos prorrogados, otros que espera se aprueben para seis meses, y que a final de año se cuenten con los del próximo ejercicio, que serán los del "primer año normal" y que serían "mucho más expansivos".

No obstante, ha asegurado que en seis meses "hay tiempo" para aprobar "determinados" proyectos y "licitar" otras tantas obras y espera que las formaciones políticas del Parlamento andaluz "valoren" este esfuerzo.

En este sentido, ha apuntado que Adelante Andalucía "valorará" el "esfuerzo en política social, en educación y sanidad" tal y como "viene reclamando desde hace muchos años", mientras que VOX "verá que la bajada de impuestos" y la política económica "le vienen bien a Andalucía".

Finalmente, le ha pedido al PSOE una "última reflexión" y que "se lo piensen", ya que "deberían conocer" el documento presupuestario antes de "hacer una enmienda a la totalidad", por lo que "tendrá muy difícil decir que no a estos presupuestos".