EFECórdoba

La organización agraria Asaja prevé que la campaña de saca de corcho sea "más corta que la pasada", aunque con unos niveles de producción "más elevados" logrando, incluso, incrementos destacables con respecto al 2018.

En un comunicado, Asaja Córdoba ha explicado que el principal factor que acortará la próxima campaña de saca son las condiciones meteorológicas porque ha sido "un año seco" y los árboles están listos, por lo que comenzará a descorcharse desde el 1 de junio.

En cualquier caso, se estima que será una campaña de corcho con valores de producción media dentro de la normalidad y una calidad de corcho considerable, mientras que el precio medio estimado se establece en unos 90 euros por quintal sacado.

Asaja ha considerado "fundamental" adaptar los periodos de saca de corcho a las nuevas circunstancias climatológicas, "más que implantadas ya en las últimas décadas", por lo que cree preciso que se valore y se autorice el descorche desde el 15 de mayo al 30 de septiembre de cada año.

El presidente de Asaja Córdoba, Ignacio Fernández de Mesa, ha subrayado que "conforme pasan los años, estamos asistiendo a veranos cada vez más secos y calurosos, con primaveras más cortas que condicionan a los árboles a estar listos para ser aprovechados de forma óptima, antes del 1 de junio, sin que se ocasionen heridas ni desgarros en la extracción del corcho".

Además, ha recordado que el sector del corcho en la provincia y la economía asociada al mismo "resultan de gran importancia para numerosos municipios en los que existen dehesas de alcornoques".

El corcho se sigue utilizando mayoritariamente para producción de tapón de corcho natural, seguido del tapón champagne, tapón natural colmatado, 1+1 y tapón aglomerado.

Otros usos que ha ido adquiriendo este producto son materiales cotidianos como son el parqué y aglomerados decorativos, así como aislamientos.