EFESevilla

Una treintena de entidades culturales han suscrito un documento en el que piden a las administraciones públicas, especialmente a la Junta de Andalucía, un "rescate urgente" de este sector y proponen una serie de medidas para evitar su desplome.

Según este documento, la crisis del COVID-19 está golpeando con "especial virulencia" a este sector con la suspensión de toda actividad cultural durante el estado de alarma, a pesar de lo cual, y de la "precarización" en la que se encuentra "por la falta de un apoyo público que sí se otorga a otros sectores económicos", está ofreciendo sus obras de forma gratuita por internet "con el objetivo de hacer más humano el confinamiento".

También aseguran las 27 asociaciones firmantes que la cultura será "una de las más útiles herramientas contra las secuelas psicológicas del COVID-19 y en favor de la resocialización, el fomento de la autoestima de la ciudadanía y la cohesión social".

Por ello abogan por una serie de medias para evitar "el desplome de un sector estratégico que es generador de abundante empleo y economía en nuestra comunidad".

La primera de las medidas que proponen es el mantenimiento del presupuesto de cultura y patrimonio histórico de 2020 y el pago de todas las facturas y ayudas pendientes de la Consejería de Cultura, las diputaciones y los ayuntamientos.

También piden, con cargo a los presupuestos de la Consejería de Cultura y de las diputaciones, un "plan excepcional de actividades culturales" en todos los municipios andaluces y que en 2020 se cumplan los contratos establecidos con las empresas y agentes de servicios culturales antes de la aprobación del estado de alarma.

El documento, impulsado por Gestores Culturales de Andalucía (GECA), solicita una línea de "ayudas específicas para el mantenimiento, la supervivencia y el fortalecimiento de pymes y autónomos" del sector y la creación de una "Mesa de Rescate Cultural 2020" para la definición de un plan estratégico de urgencia.