EFESevilla

Perú fue muy sensible a la pequeña glaciación que afectó al Planeta en el siglo XVII al registrar 36 terremotos, 15 fenómenos de El Niño y dos erupciones volcánicas, lo que en la Lima colonial se interpretó como un anticipo del fin del mundo, según ha dicho a Efe el historiador Fernando Iwasaki.

Aunque más conocido por su labor literaria y ensayística, Iwasaki, historiador de formación y profesor en la Universidad Loyola de Andalucía, ha dedicado veinte años a la investigación de este periodo, cuyas conclusiones ha reunido en el estudio titulado "¡Aplaca, Señor, tu ira!", publicado simultáneamente en España y América por Fondo de Cultura Económica.