EFECórdoba

El Bidasoa Irún se impuso con comodidad (22-28) al Ángel Ximénez-Avia en Puente Genil (Córdoba), donde ganó por primera vez en su cuarta visita al aprovechar con rápidas salidas a la contra, ayudadas también por la actuación del gallego Xoan Ledo en la portería, los continuos fallos de los locales.

De este modo, el conjunto irundarra encadenó su quinto encuentro sin perder -cuatro triunfos y una igualada- y se mantiene en la segunda plaza de la tabla, ahora con 34 puntos, al deshacer el cuádruple empate con el Logroño La Rioja, ABANCA Ademar León y Fraikin Granollers tras sus resultados en los partidos adelantados de esta jornada.

El duelo comenzó con los ataques imponiéndose claramente a las defensas, y la mejor prueba fue el 5-7 que reflejó el marcador a los diez minutos, un resultado que daba la mayor ventaja para cualquiera de los dos equipos en el inicio del choque.

Un minuto después llegó otro gol de los guipuzcoanos, lo que obligó al técnico de los cordobeses, Julián Ruiz, a pedir el primer tiempo muerto del partido, ya con tres goles de desventaja.

Las instrucciones del técnico cántabro no dieron frutos y el Bidasoa incrementó su ventaja al 5-9 rozando el ecuador de la primera parte, momento en el que el Ángel Ximénez cambió su defensa para pasar a jugar con un 5-1, con Víctor Alonso como avanzando para tapar a Rodrigo Salinas, y eso sirvió para recortar diferencias y lograr un parcial de 3-1.

El segundo gol de Rudovic, que iba encontrando puerta con el paso de los minutos, redujo la desventaja local (9-10) e incluso el cuadro de Puente Genil dispuso de un balón para empatar, pero no lo aprovechó y una parada de Ledo propició una rápida contra con Cavero y otro posterior tanto de Azcue puso el 9-12 en el marcador.

A pesar de que los hombres de Ruiz volvieron a rozar la igualada, 11-12, de nuevo los pupilos de Jacobo Cuétara sacaron rentabilidad a las pérdidas de balón de los locales y, con tres rápidos contragolpes tras robos, se fueron al descanso con un claro 11-16, la mayor ventaja del primer tiempo.

El segundo periodo empezó como acabó el primero, es decir, con un ataque fallido del Ximénez, con otra parada de Ledo, y un gol posterior del Bidasoa que le disparó en el marcador (11-17).

Los locales lo intentaban con más voluntad que acierto, pero cuando tenían opciones de acercarse, la pifiaban o aparecía Ledo. Además, la exclusión de Leo Almeida, la primera del choque, dio aún más ventaja a los vascos, que con 14-21 a los diez minutos de la reanudación tenían el partido encarrilado, con Kauldi Odriozola como verdugo a la contra.

De esos siete goles a favor del Bidasoa, se pasó a los diez a diez minutos del final (16-26), con una actuación estelar del meta Ledo, que superó el 40 por ciento de paradas, incluyendo dos desde los siete metros, y un Ximénez más que impreciso en ataque, algo que desesperaba a Julián Ruiz en la banda.

En los compases finales, los locales maquillaron el resultado ante la relajación del Bidasoa, sabedor de que el triunfo lo tenía asegurado y que, a la postre, se impuso por 22-28.

- Ficha técnica:

22 - Ángel Ximénez (11+11): De Hita; Costa (3, 2p), Xavi Tuá (3), Chispi (3), Rudovic (2), Víctor Alonso (4, 2p), Leo Almeida (-) -siete inicial-, Castro (3), Cuenca (-), Juanlu Moyano (1), Pablo Martín (1), Chaparro (1) y David Jiménez (1).

28 - Bidasoa Irún (16+12): Ledo; Zabala (4), Kauldi Odriozola (6), Iker Serrano (1), De la Salud (4, 2p), Rodrigo Salinas (3), Seri (-) -siete inicial-, Cavero (1), Esteban Salinas (2), Aldaba (1), Renaud (2), Azkue (4, 1p) y Tesoriere (-).

Parciales cada cinco minutos: 3-2, 5-6, 6-9, 9-11, 9-12 y 11-16 (descanso), 13-17, 14-20, 15-22, 16-25, 18-27 y 22-28.

Árbitros: Jesús y Jorge Escudero Santiuste (Colegio cántabro). Excluyeron a los locales Leo Almeida (2), Víctor Alonso (1) y Xavi Tuá (1), y al visitante Tesoriere (1).

Incidencias: Partido de la vigésima cuarta jornada de la Liga Asobal, disputado en el Pabellón Alcalde Miguel Salas ante unos 550 espectadores.